Blog 
Reflexiones de un sureño mediterráneo
RSS - Blog de Jonathan Andrades Torres

El autor

Blog Reflexiones de un sureño mediterráneo - Jonathan Andrades Torres

Jonathan Andrades Torres

Docente con mucho que aprender y mucho que enseñar. Defraudado del mundo y esperanzado en el género humano. Malagueño de los de verdad.

Sobre este blog de Málaga

Blog de libre opinión sobre política local, autonómica y nacional. Y Málaga por encima de todas las cosas, Andalucía o España...


Archivo

  • 27
    Junio
    2013

    Comenta

    Comparte

    Twitea

     

    GRIÑÁN SE BATE EN RETIRADA

    Sí, créanselo, un presidente de la Junta proclama su no candidatura para las próximas elecciones. Algo a lo que no nos tienen muy acostumbrados después de largas décadas de chavismo sólo interrumpidas por la acción directa del por entonces presidente del gobierno Zapatero ante escándalos como el de los EREs en ciernes  y casos de nepotismo como el de Matsa y las comisiones a dedo que cercaban irremisiblemente a Manuel Chaves.

    El anuncio de ayer en el debate sobre el estado de la región vino acompañado de otra bomba revestida de populismo. Pepe propondrá al PSOE limitar a dos los mandatos presidenciales. Una aspiración más propia (y oportunista) de una oposición que de un partido en el gobierno. Claro está que estas proposiciones, reclamo histórico de la sociedad española desde tiempo inmemorial, se asumen mejor desde el horizonte de una plácida jubilación.

    La noticia marca un antes y un después en lo que a la renovación interna del partido a nivel nacional y regional se refiere. Las reacciones no se han hecho esperar entre los que ansían la celebración de primarias en el PSOE. Chacón ya ha mostrado su tono entusiástico alabando la “generosa, honesta y humilde” decisión del dirigente andaluz. Entusiástico porque como bien sabe Rubalcaba, que reaccionó con disimulado malestar, la decisión puede precipitar la oficial carrera de candidatos a la secretaría general del partido, cuestión que acabaría por apartarle definitivamente de la misma.

    Los ciudadanos debemos leer esta retirada entre líneas. Porque no es una retirada sin más sino una huida irresponsable. Más allá de la tradicional no asunción de culpabilidad de nuestra clase política, afrontar la dimisión por responsabilidad política en los ERE, la habrían planteado desde Ferraz, supondría en estos tiempos, en que cada acción política está medida a la micra, un duro golpe al partido y a la organización territorial poniendo en bandeja la salida de IU del bipartito, no por decisión del vicepresidente Valderas, más preocupado por su poltrona, sino por el cisma susceptible de abrirse en unas siglas donde don Diego ya no es el jefe y donde las bases pesan y mucho; a ello se uniría la consecuente convocatoria de elecciones en la región. No está de más recordar que la causa de la trama corrupta sigue abierta y no todo se ha dicho en esta larga instrucción del caso. Griñán se las ve venir.

    Su sucesión ya parece solventada a nivel interno. Mario Jiménez se ha autodescartado. La  consejera de presidencia y secretaria general del PSOE sevillano, Susana Díaz, ya prepara su puesta de largo en la presidencia regional con o sin primarias andaluzas. Lo desesperanzador de este movimiento de tablero, oficializado como relevo generacional, es que el perfil de estos cachorros herederos sigue la senda del de otros partidos: gente criada y curtida en la organización a los que no se le ha conocido oficio más allá de la política, asunto éste primordial para regenerar las estructuras democráticas del país desde un enfoque más empático con el ciudadano.

    Son 67 primaveras que pesan en su carrera política, máxime con una más que evidente implicación por acción u omisión en los Eres falsos tras haber ignorado como consejero de economía 15 advertencias por irregularidades del interventor general de la Junta, por gobernar sin la mayoría moral que otorgan las urnas y porque el cogobierno con IU es de todo menos apacible. Después de tantas décadas dirigiendo con mayorías absolutas resulta incómodo habituarse a recibir órdenes o presiones de un inesperado socio de gobierno en el que muchos le apuntan con el dedo.

    Se avecinan nubarrones dentro del PSOE tras esta espantá que no ha dejado indiferente ni al propio Rubalcaba, quien ha visto en esta acción una traición en toda regla del hasta ahora apoyo con fisuras en Andalucía. Las últimas primarias celebradas en Sevilla marcaron las distancias (Griñán escenificó su apoyo a Chacón) y al mismo tiempo concertaron una puntiaguda pareja de viaje, hoy vemos hacia ninguna parte.

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook