A todos cuando nos hablan de adicciones se nos viene a la cabeza sustancias como el alcohol, el tabaco, las drogas ilegales. Pero desde hace ya algunos años los estudios y estadísticas incluyen las denominadas adicciones comportamentales que hacen referencia a internet, videojuegos, apuestas...

El Ministerio de Sanidad ha presentado la Encuesta sobre alcohol y otras drogas en España (EDADES) 2019/2020 que señala como la adicción de los españoles entre 15 y 64 años a internet y al juego van aumentando cada año.

En concreto, utilizando como método de estimación la escala CIUS (Compulsive Internet Use Scale), la encuesta revela que el 3,7% de la población de 15 a 64 años, aproximadamente 1.100.000 personas, parece haber realizado un uso compulsivo de internet. Un dato que supera en casi un punto al porcentaje de la anterior encuesta, que se situaba en el 2,9% en 2017/2018.

Con el paso de los años el uso compulsivo de internet ha pasado de considerarse un trastorno de control de los impulsos a incluirlo dentro de las adicciones comportamentales, al tener muchos lazos en común con ellas.

Pero no es la única adicción relacionada con la conducta que aumenta en España. Si en la encuesta EDADES 2017/2018 sólo el 3,5% de los encuestados declaraban haber jugado con dinero online, en la última entrega reconocía esta práctica se dispara al 6,7%, casi el doble que en el estudio anterior.

El perfil de estos jugadores es el de un hombre, con una edad media de 38 años y que mayoritariamente realiza apuestas deportivas online.

Si de apuestas presenciales hablamos, también hablamos de un incremento del número de jugadores, que ha pasado de un 59,5% a un 63,6%. La opción del juego presencial es la elegida en general por los varones y de mayor edad que la online.

Respecto a la tipología de juego, los más habituales son las loterías, a las que jugó un mayor porcentaje de personas (94,4%), seguidas de las loterías instantáneas con un 24,9% y las quinielas de futbol y/o quinigol (14,6%).

En cualquier caso, los datos facilitados por Sanidad confirman que son las sustancias legales las más consumidas por los españoles. El 77,2% asegura haber consumido alcohol en el último año y el 39,4% afirma lo mismo sobre el consumo de tabaco.

La buena noticia es que estos dos índices permanecen estables respecto a la encuesta anterior, experimentando una leve reducción en la adicción al tabaco, ya que en el año 2017/2018 declaraba haber fumado un 40,9%.

Respecto a las drogas ilegales, el cannabis sigue siendo la más consumida, aunque se mantiene en porcentajes similares a años anteriores, 10,5% en el último año en 2019/2020 frente al 11,0% en 2017/2018).

La siguiente sustancia estupefaciente más consumida es la cocaína. Tampoco hay prácticamente modificaciones respecto al año anterior, el 2,5% frente al 2,2% en 2017/2018.

El resto de las sustancias ilegales estudiadas tienen unas prevalencias de consumo en el último año por debajo del 1%. El éxtasis un 0,9%; las anfetaminas 0,7%; los alucinógenos un 0,6%; las setas psicodélicas un 0,4%; las metanfetaminas un 0,3% y la heroína un 0,1%, el mismo porcentaje que los inhalables volátiles.

Y un último dato, sólo el 1,7% de los españoles entre 15 y 64 años afirman haber probado alguna vez en su vida nuevas sustancias psicoactivas.

Si se repasa la edad de inicio en el consumo, se repite el patrón de otros años. Así, las sustancias legales (alcohol y tabaco) son las que se empiezan a consumir a una edad más temprana, mientras que el inicio en el consumo de los hipnosedantes y los analgésicos opioides se empiezan a consumir a una edad más tardía.

En cuanto a la diferenciación por sexos, los hipnosedantes sin receta y los analgésicos opioides sin receta son las únicas sustancias psicoactivas cuyo consumo es similar en ambos sexos (el 1,3% de los hombres y 1,2% de las mujeres consumieron hipnosedantes sin receta y el 0,6% de los hombres y 0,7% de las mujeres consumieron analgésicos opioides sin receta).

En cambio, son los hombres los que más cannabis consumen, llegando a duplicar el porcentaje de las mujeres que lo hacen.

También hay una diferencia notable entre hombres y mujeres en el consumo de cocaína. El porcentaje de varones que consumió esta sustancia durante el último año cuadriplica al de las féminas (4,1% hombres y 1% mujeres).

Por último, señalar, que el patrón de policonsumo (consumo de 3 o más sustancias psicoactivas) continúa estando muy extendido. Se concentra en hombres de 15 a 24 años e incluye muy frecuentemente (en el 90% de los casos) el consumo de alcohol, tabaco y cannabis.

La encuesta fue realizada antes de la declaración del estado de Alarma por la pandemia de coronavirus, en concreto del 7 de febrero al 13 de marzo de 2020.