Polémica por lo ocurrido en un bar de Petrer, en la provincia de Alicante. Un cliente del establecimiento decidió pagar la cuenta a través de Bizum, y acabó abonando una cantidad mucho más elevada que la indicada en el ticket. No fue una generosa propina, sino un error a la hora de introducir la cifra. Los 9 euros y 30 céntimos fueron indicados en la pasarela de envío de dinero como 930 euros, y el cobro se realizó con el visto bueno del dueño del local, que ahora se niega a devolver la cuantía sobrante al afectado, que es una persona invidente.

La idea de ofrecer Bizum como método de pago a los clientes se implantó a partir de la pandemia, y se ha consolidado como una alternativa no solo ya al dinero en efectivo, sino a la propia tarjeta. No obstante, esta forma de abonar el precio de determinados productos o servicios puede conllevar cobros irregulares, como ha ocurrido en este caso del que ha informado Espejo Público.

El programa de Antena 3 presentado por Susanna Griso se ha hecho eco de esta historia, que está generando una oleada de indignación y de críticas hacia el propietario del negocio. El espacio ha informado de que el responsable del bar ha comunicado al cliente perjudicado que ya ha empleado el dinero de la controvertida operación en saldar una deuda personal que había contraído anteriormente, por lo que no puede en estos momentos retornarle la cantidad excedente.

De hecho, el programa ha señalado también que ha sido el propio dueño quien ha invitado al afectado a acudir a instancias judiciales y reclamar su dinero por esa vía, aunque de momento no consta que el cliente haya interpuesto una denuncia.