Muy lejos quedan ya aquellos días en que íbamos al cajero con la cartilla para sacar dinero. Después de las tarjetas de débito y crédito, que nos permiten extraer automáticamente el dinero del banco, llega una nueva tecnología con la que ni siquiera tenemos que echarnos el monedero encima.

Hasta ahora, no podíamos salir de casa sin la tarjeta, pero cada vez podemos prescindir más de este soporte físico para operar con nuestra cuenta bancaria. Las aplicaciones de las entidades financieras, sumadas a la tecnología de Bizum y a la irrupción del 'contactless' hacen que cada vez podamos realizar más operaciones con nuestro teléfono o dispositivos electrónicos.

Cómo sacar dinero del cajero sin tarjeta

A estas alturas, a nadie le resulta extraño ver cómo pagamos en supermercados, bares y todo tipo de locales con el teléfono. Una vez que esta tecnología está popularizada entre la población, ha sido trasladada a los cajeros automáticos, desde donde se puede extraer efectivo sin necesidad de meter la tarjeta.

En ambos casos, al pagar con el teléfono y al sacar dinero sin tarjeta, se utiliza la tecnología 'contactless' (NFC) con la que se pueden transmitir datos entre dispositivos al instante.

Para sacar dinero sin tarjeta del cajero con el 'contactless' del teléfono, primero hay que instalar la aplicación que permite dotar al móvil de tecnología NFC. Dependiendo de la marca del terminal, tendremos que instalar Samsung Pay, Apple Pay o Google Pay.

Una vez instalado, tan solo necesitamos buscar un cajero automático que disponga de la tecnología NFC, una información que podemos encontrar dentro de la banca electrónica filtrando por la opción 'contactless'.

Cuando estemos frente al cajero, solo tendremos que seguir los pasos habituales para pagar con esta herramienta: acceder a la aplicación NFC en el móvil y acercarlo al lector del terminal. Después, solo habrá que introducir el pin y retirar el dinero solicitado.