El alcalde de Torremolinos, José Ortiz, anunció ayer que va a solicitar a la Junta de Andalucía que modifique el criterio que ha instaurado para la ampliación de horarios de la hostelería y el comercio, ya que el «sistema que se aplica por distritos sanitarios o comarcas no permite levantar las restricciones impuestas a las localidades que tienen cifras bajas de incidencia».

Por ello, pide que «se vuelva al sistema que se ha aplicado para los cierres perimetrales y la actividad no esencial, que evaluaba la situación municipio a municipio».

El regidor añadió que «la incidencia superior de otros municipios de la Costa del Sol no debería afectar de esta forma a la economía de nuestra ciudad. El comercio y la hostelería de Torremolinos vienen demostrando ser un sector ejemplar y han contribuido a que nuestra ciudad haya tenido tasas de incidencias menores al resto de municipios de nuestro entorno durante la pandemia», resaltó el alcalde.

El alcalde de Benalmádena, Víctor Navas, también expresó ayer su «decepción» por verse obligado a permanecer una semana más en el nivel 3 de medidas frente al Covid-19

Con una incidencia acumulada de 72 casos por cada 100.000 habitantes, Torremolinos podría abrir sus establecimientos hosteleros hasta las 21.30 horas y ampliar el horario del tejido empresarial. Sin embargo, «al aplicarse el criterio de incidencia por distritos sanitarios, Torremolinos se sitúa en el nivel 3 de alerta ya que algunos municipios del distrito Costa del Sol se mantienen con valores muy superiores a los de la localidad».

Ortiz insistió en que el distrito Costa del Sol «ha mantenido desde el inicio de la tercera ola valores muy dispares entre las localidades que la componen pero las medidas restrictivas y cierres perimetrales se han realizado semanalmente según la situación de cada municipio, una estrategia que califica de acertada durante estas semanas atrás, y que se ha aplicado en toda la región».

Agravio comparativo

El alcalde de Benalmádena, Víctor Navas, también expresó ayer su «decepción» por verse obligado a permanecer una semana más en el nivel 3 de medidas frente al Covid-19 lo que consideró un «agravio comparativo».

«No entendemos los cambios de criterio por parte de la Junta de Andalucía», dijo, y criticó que Benalmádena, con una incidencia acumulada de 81 casos por cada 100.000 habitantes, «mucho menor que otras ciudades del entorno, se ve obligada a permanecer una semana más en el nivel 3, mientras otras pasan al 2 con peores cifras que las nuestras».

«Permanecer una semana más en la fase 3 implica que nuestros comerciantes se vean obligados a cerrar a las 18.00 horas cuando la ciudad ya cumple con todos los requisitos para ampliar su horario comercial hasta las 21.30».

«Es un sinsentido», añadió que «cuando interesa se tienen en cuenta los datos del municipio; y cuando no, los del distrito sanitario, lo que provoca que Benalmádena tenga que adoptar las mismas medidas restrictivas que Marbella o Estepona, localidades con una mayor incidencia del virus actualmente», manifestó.

El consejero de Presidencia, Elías Bendodo, aseguró que «los criterios sanitarios son los que priman y los criterios de los expertos, que el Gobierno andaluz hace suyos, nos hablan de trabajar por distritos sanitarios»

Por ello, explicó que «no tiene lógica que, para determinados asuntos, nuestros vecinos tengan que acudir al Hospital Clínico del distrito sanitario Málaga, pero en cuestiones tan relevantes como la desescalada y su ampliación de horarios comerciales, sí se vean adscritos al distrito sanitario Costa del Sol».

«Todo ello supone un agravio comparativo y genera graves pérdidas económicas para nuestros comerciantes, que verán cómo la clientela podrá desplazarse a localidades vecinas con peores cifras de incidencia a realizar compras más allá de las 18.00 horas, mientras ellos se verán obligados a seguir cerrando una semana más a esa hora», ha concluido.

Respuesta de la Junta

Te puede interesar:

El consejero de Presidencia, Elías Bendodo, manifestó ayer entender la preocupación de alcaldes de la Costa del Sol porque dicho distrito no ha pasado a nivel 2, y por tanto los establecimientos comerciales y de restauración de esos municipios mantienen las 18.00 como hora de cierre; pero aseguró que «los criterios sanitarios son los que priman y los criterios de los expertos, que el Gobierno andaluz hace suyos, nos hablan de trabajar por distritos sanitarios».

Elías Bendodo añadió que en este caso «la evaluación será dentro de una semana y aquellos municipios que tengan una evolución positiva posiblemente pasen a nivel 2 dentro de una semana».