El Ayuntamiento de Fuengirola ha acondicionado y puesto en valor el patio exterior del Parque de Bomberos. La alcaldesa, Ana Mula, ha visitado este viernes las nuevas instalaciones junto al concejal de Infraestructuras José Sánchez y el Jefe del Servicio de Prevención y Extinción de Incendios, Julián Bueno.

Se trata de un espacio de unos 1.400 metros cuadrados, hasta el momento en desuso, que permitirá realizar prácticas y llevar a cabo jornadas específicas con colectivos o colegios. Los trabajos, que finalizaron el pasado 1 de agosto, han contado con un presupuesto de 222.000 euros.

"Fuengirola es una ciudad segura, que cuenta con unos cuerpos de Policía Local y Bomberos cada vez más capacitados y equipados. En el caso del servicio de Prevención y Extinción de Incendios se ha dado un paso muy importante con la incorporación de innovadores medios materiales y técnicos en los últimos años, renovando sus equipos y medios para poder estar perfectamente preparados ante cualquier situación de riesgo", ha explicado la regidora.

Así, ha puesto como ejemplos de ello la adquisición de un camión autoescala para atender situaciones de emergencia en altura; la nueva torre de entrenamiento para mejorar la formación; el colchón de salvamento; el dron para rescates e inspecciones o el nuevo vehículo pick-up para intervenciones rápidas y en lugares de difícil acceso.

"Ahora damos un paso más en este proceso de renovación con la ejecución de las obras para el acondicionamiento del patio exterior del parque de Bomberos, que se iniciaron el 13 de junio y que finalizaron el pasado día 1 de agosto", ha manifestado Mula.

Además, ha explicado que estos trabajos "vienen a poner en valor un espacio de unos 1.400 metros cuadrados, hasta el momento en desuso, que permitirán realizar, entre otros, prácticas de excarcelación, con fuego e hidrantes. Además, ofrece la posibilidad de llevar a cabo jornadas específicas con colectivos o colegios".

"Al contar con iluminación exterior, también podrán realizar formaciones específicas de noche. Además, la actuación mejora notablemente la zona donde se ubica la torre de bomberos, recientemente ejecutada", ha agregado.

Las obras se adjudicaron por un importe de cerca de 222.000 euros (221.790,79 euros, IVA incluido). En términos generales, los trabajos han contemplado las demoliciones, movimientos de tierras y desmontajes oportunos para así generar el máximo espacio, además de dotar de infraestructuras de evacuación de aguas pluviales, alumbrado público, abastecimiento (creación de un hidrante), muros, pavimentación y cerrajería.

Una vez finalizada la actuación, el resultado ha sido la creación de dos superficies pavimentadas y definidas, una para los Bomberos, a la que además se le ha dotado de una entrada independiente; y otra, para los Servicios Operativos. Por último, han explicado que el pavimento de hormigón que se ha utilizado cuenta con unas fibras especiales de acero, proporcionando mayor dureza para el tránsito de vehículos especiales.