12 de septiembre de 2019
12.09.2019
Festival de Salsa

Torremolinos celebra su fin de semana más salsero

Del viernes 13 al domingo 15 la ciudad acogerá la primera edición del Festival Internacional de Salsa Costa del Sol, que contará con la presencia de grandes artistas como Eliades Ochoa e Issac Delgado

12.09.2019 | 13:11
Torremolinos celebra su fin de semana más salsero

Este fin de semana Torremolinos celebra la primera edición del Festival Internacional de Salsa Costa del Sol. Del viernes 13 al domingo 15, el Auditorio Príncipe de Asturias se transformará en el lugar de encuentro de grandes artistas de la música y el baile latino.

El festival contará con un amplio programa de conciertos y actividades, con un cartel encabezado por el compositor cubano ganador de tres premios Grammys latinos y estrella de Buena Vista Social Club, Eliades Ochoa, junto a Issac Delgado, que ha tocado en los escenarios más importantes del mundo y colaborado con grandes nombres de la música latina e internacional como Gilberto Santa Rosa.

El evento, desarrollado por la empresa malagueña Producciones Raíces, pretende consolidarse como un referente a nivel internacional. El director de la empresa, Rafael Urquiza, director de la empresa ha explicado que se trata de un proyecto único por diferentes aspectos y ha indicado que cada edición tendrá su propio sentido y un por qué de su realización. "Este primer año lo dedicaremos a la celebración de la Fundación de la Villa de La Habana y su atractivo vendrá dado por el desembarco de artistas salseros cubanos mundialmente conocidos "que vendrán de la isla en exclusiva para actuar en nuestro Festival, en una función única en España".

El momento más especial que se vivirá durante el festival será con el homenaje que se rendirá al líder del cuarteto Patria, Eliades Ochoa, al que se le hará entrega del premio Clave de Oro como reconocimiento a su increíble trayectoria y la gran labor que llevó a cabo promocionando la música tradicional cubana. Además, se podrá disfrutar de un concierto único en el que homenajeará a la cultura cubana con motivo del 500 aniversario de la creación de la Villa de La Habana. Contará con la compañía de Isaac Delgado y de un elenco de artistas en el que destacan Haila Mompié la Diva de Cuba; considerada una de las máximas exponentes de la música popular cubana; Adonis Panter y Osain del Monte, un grupo que representa perfectamente la esencia y la cultura folclórica de los barrios de La Habana y Yanela Brooks, una cantante cubana afincada en Marbella.

Urquiza afirma que "hasta ahora, los eventos existentes en el mercado europeo se configuraban más como congresos o exhibiciones y el planteamiento musical se refleja con conciertos aislados dentro del evento" y ha adelantado que el Festival tiene una clara vocación de continuidad y ya están trabajando en el concepto para una segunda edición que pretende profundizar aún más en la cultura musical latina. Además, este festival está pensado para que todos los asistentes puedan bailar y disfrutar de la música en directo de las grandes orquestas salseras que actuarán, lo que lo diferencia de los conciertos que se programan como "conceptos visuales, en teatros o salas con butacas olvidando que el cliente de la salsa lo que quiere es bailar".

A pesar de que música y baile serán los protagonistas del festival y también se organizarán actividades como talleres de salsa o rumba cubana para principiantes, se dispondrá de un área de uso y disfrute donde los asistentes podrán probar platos y bebidas latinas como los típicos mojitos y sandwiches cubanos o las auténticas arepas y cholados colombianos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

MO YAN Editorial Kailas publica 'Una carretera en obras', un relato que Mo Yan escribió en 1986 y que, junto a otras novelas como 'Sorgo Rojo' o 'Grandes pechos amplias caderas', encumbran a Moyan a la concesión del Nobel en 2012


Thomas Hardy, la visión del fatalismo | Sorderberg, el clamor y el fango | Ángeles y demonios de la dictadura de Videla | Guillermo Busutil reseña 'Mediocracia', de Alain Deneault | Harry Bosch, el héroe cotidiano