El Teatro Cánovas será el escenario este fin de semana de una nueva versión del clásico cuento de los hermanos Grimm Hansel y Gretel. La compañía vasca Borobil Teatroa ha encontrado en este relato un filón para tratar la obesidad infantil con el humor y la imaginación que destilan todas sus producciones. Las entradas, desde 4 euros, están a la venta en www.teatrocanovas.es y en la taquilla.

Borobil Teatroa visita por tercera vez el Cánovas tras su primer espectáculo infantil, titulado Alí Babá y los cuarenta ladrones, que obtuvo el Premio FETEN 2016 a la Mejor Interpretación Masculina, y el segundo, GU, no estamos solos, primero sin texto. Ahora presenta con Hansel y Gretel una versión firmada y dirigida por Anartz ZuaZua que anima a reflexionar sobre la dieta saludable y la obesidad infantil huyendo de la moralina. La obra arranca con Juan Mari Perzark, un afamado cocinero dueño de un restaurante y padre de Hansel y Gretel. Desde que le robaron el libro de recetas no puede cocinar y nadie acude a su restaurante. La bruja malvada es convertida en esta nueva versión en el dueño de una fábrica de hamburguesas. Ése es el punto de partida de su propuesta, realizada con mucho humor y una puesta en escena que hará despertar la imaginación infantil.