Torremolinos es, sin duda, uno de los puntos fundamentales de la geografía y memoria del movimiento LGTBI mundial, aunque quizás sepultado por el brillo popular de barrios como Chueca y municipios como Sitges. Afortunadamente coinciden en estas fechas diversos documentales y proyectos de todo tipo que reivindican la importancia, casi profética, del icónico pueblo costasoleño: si hace unos meses el realizador malagueño Rafael Robles Rafatal estrenó 'Una isla en el desierto', alegato sobre la capitalidad de Torremolinos para la entrada de la modernidad en nuestro país, ahora son el productor Kike Mesa y el director Fran Campos los que se han puesto manos a la obra para reverdecer las glorias de la ciudad en un documental, 'Un arcoiris en blanco y negro'.

La meta es «narrar la crónica del movimiento LGTB en el municipio, una relación que ha pasado por dispares momentos y escenarios, desde sus incipientes comienzos a su transformación en ciudad icono de la cultura homosexual, pasando por la bochornosa redada del Pasaje Begoña". El proyecto ya cuenta con un teaser que acaba de ser mostrado en el 69 Festival de San Sebastián, en su parcela Industry Club.

«Éste es un lugar lleno de color, lleno de luz y de arte; un lugar creado a partir de miles de historias, un lugar cambiante y libre, un lugar famoso y a la vez desconocido. Fue un oasis de libertad en una época privada de ella, un arcoiris en blanco y negro», dice Desirée Vogue, actriz, vedette y drag queen popular por su participación en la serie Veneno, que ejercerá de maestra de ceremonias del documental.

No es el único proyecto que Mesa está moviendo en San Sebastián. En estos momentos se encuentra preproduciendo 'James Douglas, el hombre con dos corazones', un documental sobre el noble escocés, icono de la independencia, que falleció en combate en 1330 en Teba portando el corazón del rey Robert Bruce. El proyecto cuenta como coguionista con el historiador Isidoro Otero y el equipo ya se ha puesto en contacto con descendientes de la familia para contar con su apoyo. Recordemos que hace unos meses Kike Mese estrenó 'Prohibido ser actor. Estereografía de Lucio Romero', documental sobre el popular intérprete malagueño, pionero en el exilio madrileño en busca del sueño artístico. Eso en la categoría de no ficción, porque el productor malagueño también busca financiación para la adaptación cinematográfica de 'Bruna', novela de Beatriz Russo.