Kiosco

La Opinión de Málaga

Entrevista Miguel Ángel Rodríguez «El Sevilla» Cantante de Mojinos Escozíos

«El éxito de Mojinos Escozíos está en que no hemos evolucionado nada»

«Es difícil ser positivo cuando vives entre Mijas y Fuengirola y te asomas al balcón y descubres que está lleno de cenizas pero la vocación es vivir», dice

El Sevilla, haciéndose un selfi.

El vocalista y humorista Miguel Ángel Rodríguez, aunque más conocido como 'El Sevilla' y líder de Mojinos Escozíos, conecta cada mañana con Alfonso Arús (en su programa Aruseros) desde su casa, en Mijas. Mientras analiza la actualidad desde su particular guasa, prosigue la carrera de su banda, los rockeros más veteranos (y más particulares) de nuestro país.

Estos dos años atrás de apagón general de todo, pero también de la música, de los conciertos, de los festivales de verano ¿cómo han sido para su grupo, cómo han sobrevivido, les quedan secuelas?

Imagínate, pasamos de tener contratados unos 50 conciertos al año, que en algunos ocasiones se convertían en 150, en 80 o en 70, según se diera el año y, en los últimos dos años, 2020 y 2021, hicimos 6. Creo que el número te lo dice todo. A partir de ese momento tiramos hacia delante como cualquier autónomo, cobrando las ayudas que nos correspondían y esperando que llegaran tiempos mejores, vamos, como todo el mundo en esos momentos. Está claro que la pandemia del covid ha marcado un antes y un después, pero nosotros como grupo y en el plano personal solamente queremos pensar en el presente y en el futuro, lo que tuvo que pasar pasó. Como yo digo, el grupo va a seguir en la gira 96, es decir, tocando y cantando por toda España como hemos hecho desde que fundamos Mojinos Escozíos , en la década de los 90, porque nunca, hasta ese momento, nos había parado.

Parece que el mal momento ha sido largo y duro.

Ya lo creo que sí, pero lo dicho, tenemos 50 conciertos que hacer por delante y vamos a intentar olvidar el antes y el después que significó la pandemia. Si te fijas sólo en las cosas malas que nos están pasando, a mi como andaluz, con incendios todos los días o con informaciones de sequía y restricciones que nos rodean, tenemos que seguir en una actitud positiva; no significa que tengamos que ignorar la realidad que nos rodea que es difícil cuando vives entre Mijas y Fuengirola y te asomas al balcón y descubres que está lleno de cenizas, pero la vocación es disfrutar del presente y seguir viviendo.

¿Cómo ha sido la evolución de Mojinos Escozíos, desde que empezaron en Barcelona hasta el día de hoy?

Si quieres que te diga la verdad, creo que nuestro éxito es que no hemos evolucionado nada. Ya sé que suena raro pero es así. Por supuesto que cuando recorres 20 años de la vida, vas perdiendo magia, eres bastante menos ignorante y sumas experiencia, es decir, la carrera profesional es como la vida, aparecerán nuevos estilo, y ya se sabe que subir y llegar cuesta mucho pero mucho más complicado es conseguir mantenerte. Primero buscas darte a conocer, asunto que ahora tienes que hacer en las redes sociales. La gente de mi edad somos hijos de Facebook, que fue la primera y que parece la menos complicada de las redes, porque ahora ya no puedes cantar eso de que vas a buscar a tu chica al instituto sino que tienes que decir que vas a buscar a la jefa de estudios (sonríe); Instagram ya es un mundo mucho más complicado y Tik Tok ni te digo. Pero cuando te das cuenta resulta increíble que hayas dado un concierto, como por ejemplo el último en Barbate o en Alicante y gente de 20 años, más de 20.000 personas canten nuestras canciones rockeras como si lo hubiesen oído toda la vida. Mi hija ahora escucha a Rosalía pero le sigue gustando el rock y eso sí que es maravilloso. Mojinos Escozíos no tenemos fecha de caducidad pero también tenemos que ser conscientes de que empezamos con 25 años y ahora estamos en la década de los 50.

¿Proyectos de envergadura para los próximos años, cambios buscados, planes de futuro no demasiado inmediatos?

¿Te sabes el chiste ese que termina diciendo: «Virgencita, virgencita, que me quede como estoy»? Pues de eso se trata, si te digo la verdad. El objetivo del grupo es seguir recorriendo todo el territorio nacional con los conciertos y las actuaciones que ya tenemos contratados y que nos permitirán llegar con trabajo hasta principios de otoño, hasta las fiesta del Pilar. Ahora sólo nos queremos concentrar en la suerte que tenemos de encontrarnos cada noche con tantos amigos con los que coincidimos muchas veces en los escenarios y disfrutamos y hacemos disfrutar a nuestro público.

Es verdad que las ganas de fiesta, de divertirse, de olvidar un confinamiento, se nota en la sociedad pero me imagino que, después de tantos años de subirse a los escenarios, algún cambio habrá notado.

No me voy a ir muy lejos, mi hija ahora va a los conciertos de sus cantantes favoritos y no lleva, como hacía yo y mi entorno en mi época de adolescente, una camiseta con la foto del cantante. Ellas van de Versace o llevan el modelo de las personas famosas que marcan la estética de todo el mundo, como la Kardashian. Por supuesto que todo ha evolucionado mucho y que en 25 años se han producido tantas novedades que no somos capaces de asumir fácilmente...

¿Y qué hace usted ante ello?

Precisamente por eso, yo ahora quiero vivir este presente, que no sé cuánto tiempo me va a durar, si es que no viene otro de esos virus raros y nos vuelve a bloquear. Vamos a intentar seguir en la buena senda del disfrute y de las bondades de la vida. Vamos a seguir viendo cómo la gente hace sus montajes en Tik Tok o se convierten en influencers a través de las redes sociales sin que eso impida también el disfrute de las formas más tradicionales pero también más vivas de subirte al escenario con tus amigos, tanto de dentro como de fuera, para cantar ritmos y letras de toda la vida que nos animen a todos.

Compartir el artículo

stats