Kiosco La Opinión de Málaga

La Opinión de Málaga

Música
Coque Malla Cantante y compositor

«Ya no tengo que defenderme de la sombra de Los Ronaldos»

El músico se bajará de los escenarios por un tiempo indefinido, pero antes pasará por Málaga para presentar El último viaje del astronauta gigante, un repertorio que define su trayectoria. Es un hasta luego, pues promete volver con cosas nuevas. La cita, este viernes, en la París 15 - «Llevo muchísimo tiempo sin estar sin la sensación de gira. No sé cómo me va a sentar, pero creo que es necesario», asegura

El cantante y compositor Coque Malla, en una imagen promocional reciente.

¿Qué tiene El último viaje del astronauta gigante para enganchar al público?

Supongo que lo que enganchan son las canciones. Creo que es el mejor espectáculo que tenemos en mucho tiempo. Ha entrado un miembro nuevo en la banda, Amable Rodríguez, a la guitarra, y eso siempre regenera las energías. Trae nuevas propuestas y nuevos sonidos. Eso lo estamos notando mucho. También notamos mucho que llevábamos dos años con la gente sentada, aforos limitados, mascarillas y audios siniestros antes de empezar un concierto que reprimía la reacción del público. Es lo peor que se le puede hacer a un artista. Queremos que el público se vuelva loco. Ahora volver a la carretera con la gente liberada es una energía que se va multiplicando. Además, el espectáculo funciona como un reloj. Además, llevaremos los visuales y los vientos. Va a ser muy bestia.

Entonces, tras cuatro décadas de trayectoria, ¿todavía hay cosas nuevas y sonidos que le sorprenden?

Sí, absolutamente. El arte, y la música, es infinita, puedes vivir 200 vidas y no acabar nunca de recorrer las distintas posibilidades de enfrentar una canción, un espectáculo, un cuadro o una manera de contar una historia.

Después de estos conciertos va a parar durante un tiempo...

Hemos tocado muchísimo. Yo no paré en la pandemia. Hubo gente que aprovechó entonces para hacer este parón que yo voy a hacer ahora. Yo tenía que estar tocando. Llevo tres años así y España no es tan grande. Tengo que parar, el público tiene que descansar y yo también. Hay que hacer cosas nuevas. Se cumple, además, un ciclo. Después de tres discos que podrían formar una trilogía, que son El último hombre en la Tierra, Irrepetible y ¿Revolución?, la pandemia y el recopilatorio, creo que es el momento perfecto para cerrar un capítulo. Voy a tomar distancias y escribir algo nuevo. No solo canciones, quiero generar otro tipo de sonidos y que el disco nuevo sorprenda.

"No paré en la pandemia. Algunos hicieron entonces el parón que yo voy a hacer ahora"

decoration

O sea que deja los escenarios, pero seguirá trabajando en su música.

Por supuesto. La idea es dedicar el año que viene a grabar el disco y ya veremos si salimos en el 2024 o 2025.

¿Le da vértigo parar?

Vértigo no. Me preocupa si me pueden empezar a pasar cosas raras. Llevo muchísimo tiempo sin estar sin la sensación de gira. No sé cómo me va a sentar, pero creo que es necesario. Me va a venir bien y hay muchas cosas que hacer. Creo que va a pasar mucho más rápido de lo que parece.

Se acaba de estrenar su documental, Jorge. Quizá muchos no sepan que se titula así.

Fue una idea de Lasdelcine, las creadoras del documental, y me gustó desde el segundo que salió por su boca. Es un título perfecto que esconde muchas cosas. Es un título sonoro y, como tú dices, habrá gente que no sepa que es mi nombre. El documental es maravilloso. Está mal que lo diga yo, pero yo no lo he hecho. Yo soy productor ejecutivo, porque he tomado decisiones importantes en todo el proceso, pero es de ellas. Me ha encantado y es difícil porque soy tocanarices. Las podía haber vuelto locas. He hecho alguna corrección, pero me emocioné, me divertí y lloré.

¿Se ve un Coque Malla que no conocemos?

Es posible, a mí me cuesta mucho analizar eso porque yo sí lo conozco. Pero sí, claro, sale mi mujer contando cómo nos conocimos.

Cuando ve en el filme a artistas como Dani Martín, Iván Ferreiro o Leonor Watling hablando maravillas de usted y citándolo como un referente, ¿qué piensa?

Que si está estropeado el audio o se ha doblado mal [Ríe] Es muy emocionante. Es gente que yo admiro simétricamente. Me acuerdo de un concierto con Jorge Drexler, entre bambalinas le dije «he flipado con el concierto, tienes un fan». Y me dijo «nuestra relación es simétrica» porque siempre me dice que le gusta lo que hago. Pues la relación con Dani, Iván, Leiva o Leonor es totalmente simétrica.

Hace unos días publicaba en Instagram una foto de los 80 con grupos que marcaron una generación, como Mecano, La Unión o Olé Olé. ¿Es de los que mira al pasado?

No soy muy de nostalgias. Esa foto me la envió Dani Martín y flipé y pensé que era un post gracioso para Instagram. De hecho, pensaba que la foto era de una fiesta en Madrid de cuando Coca-Cola nos fichó para hacer unos conciertos, pero alguien escribió y puso que era de un concierto de Los 40 Principales en Valencia.

¿Con eso ha conseguido que su público tampoco sea muy nostálgico y tener un nombre más allá del ex de Los Ronaldos?

Sí. Ha costado, pero son las canciones las que han hecho ese trabajo. Todo empezó a cambiar con La hora de los gigantes y con canciones como Berlín o Hasta el final. A partir de ese disco, los sitios se empezaron a llenar y la gente venía a escuchar esas canciones y no a hacer un ejercicio de nostalgia con Los Ronaldos. A muchísimo público del que viene ahora a mis conciertos o no le gustaban Los Ronaldos o no los conocía. Es gente que viene por los discos de ahora y eso es emocionante. Eso ha hecho que yo me reconcilie con el repertorio de Los Ronaldos. Hubo un momento que tenía que defender mi repertorio como solista de la sombra muy grande de Los Ronaldos, ahora no. Incluso mi repertorio es más fuerte que el de Los Ronaldos.

Compartir el artículo

stats