Noveno triunfo del CB Marbella en el Grupo Oeste de LEB Plata ante Aquimisa Carbajosa, a quien venció por 67-55 en un encuentro que careció de brillantez por parte de ambos equipos. La moneda cayó del lado azulón, que no vio peligrar el partido en ningún momento a pesar de los intentos de los salmantinos por igualar el marcador, pero lo cierto es que los de Rafa Piña acusaron mucho la inactividad y eso no le permitió desarrollar su mejor juego.

No empezaron bien las cosas para los locales, sobre todo porque David Knudsen se lesionó del tobillo nada más comenzar el partido. El exterior danés cayó mal en una jugada de ataque y se tuvo que retirar a los seis minutos de partido para no volver más a la pista. Lo acusó en cierto modo el CB Marbella, que con el marcador en 9-9 perdía a su mejor anotador. Tuvo que reestructurar el quinteto Rafa Piña y le salió bien la cosa. Jugando con Pablo Sánchez junto a Adri Fuentes el de Unicaja le dio mucha consistencia al juego marbellí, que con Devin Wright dominando bajo los tableros junto a Kenan Karahodzic -hasta seis tapones entre ambos en los primeros diez minutos- el primer cuarto se cerraba con 16-9.

La irrupción de Ismael Tamba en el partido en el segundo periodo fue providencial para que el Decano cogiera una renta cómoda. Con cinco puntos casi consecutivos y muy aplicado en las labores defensivas, en el ecuador del periodo dominaba Marbella por 24-11. Intentó Carbajosa con un estelar Blount meterse en la pomada y asestó un parcial de 0-6 que cambiaba la película por momentos (24-17), pero a poco para el descanso llegó la polémica del partido. Una pequeña tangana entre jugadores de uno y otro equipo tras una falta a Adri Fuentes terminó con Bakary Cámara expulsado por falta descalificante. Los momentos de tensión beneficiaron al conjunto de Piña, que aprovechaba la línea de personal y la incertidumbre en los visitantes para colocarse 13 puntos por encima al descanso (37-24).

Mucho tenía que cambiar la situación para que el CB Marbella bajara la guardia. Quizá no estaba haciendo un gran despliegue en ataque, pero en defensa sí se mostraba como un muro. Las diferencias entre uno y otro siempre beneficiaban a los azulones, sobre todo con Devin Wright en la pista. El gallego, a pesar de no ser su mejor partido en anotación, sí que se mostró muy seguro en defensa y se peleó con todo el que se le ponía por delante. Entre eso y un momento de inspiración de Fuentes el partido parecía casi cerrado (45-34) por la poca fortuna de Aquimisa en ataque, pero en cuanto el balón empezó a entrar desde el exterior y los de Carbajosa de la Sagrada se encontraron con confianza se acercaron más de lo esperado (50-43). Sacó de nuevo su artillería el CB Marbella para poner un poco más de tierra de por medio antes del último acto (54-45).

Los últimos diez minutos fueron de lo menos interesante del partido. Anotaba Majstorovic un tiro libre nada más empezar y la contrarrestaba Aquimisa con un parcial de 0-4. Con 55-49 en el marcador comenzó a notarse el físico en ambos conjuntos y hasta el minuto 37 no se volvió a ver una canasta por parte de ningún bando. Cinco minutos de errores en ataque, de lanzamientos que no entraban y de ataques largos buscando la mejor forma de superar a la defensa. Fue Carbajosa quien por medio de Mulero rompía la sequía (55-51), pero Marbella aún tenía gasolina en el motor para darle la bola a Taylor Cameron y Adri Fuentes, que se bastaron para meter la directa hacia la novena victoria (61-51). Así, con el partido prácticamente cerrado, aún había tiempo para que Kenan Karahodzic se colgada del aro y anotara la última canasta desde el exterior sobre la bocina, para dejar el marcador en 67-55 y lograr, con mucho trabajo, un triunfo que devuelve al CB Marbella a la zona noble de la clasificación aún con tres partidos aplazados.