El AMIVEL jugó un gran partido en tierras vascas, pero no le valió para sumar la victoria ante el Bidaideak. Los primeros compases fueron de claro dominio local y por momentos pudo parecer que el Bibaideak Bilbao iba a pasar sin contemplaciones por encima del AMIVEL. Nada más lejos de la realidad. El 18 a 12 del primer cuarto tuvo respuesta en el segundo acto. El conjunto malagueño no se amilanó, se creció por momentos y puso en apuros al cuadro vasco, que dejó de anotar con comodidad. La renta se redujo a cuatro puntos y el partido quedó abierto para la segunda mitad (38-32).

Arrancó el tercer acto con la misma intensidad. El AMIVEL hacía daños con sus canastas y el Bibaideak Bilbao no encontraba la fórmula para desactivar al equipo andaluz. Los locales seguía viviendo y defendido la renta obtenida durante el primer cuarto ante el acoso constante del AMIVEL, que seguía soñando con asaltar el fortín del líder. Y casi lo logra.

Luchó intensamente el AMIVEL hasta lograr ponerse por delante. A un minuto y veintiocho segundos para el final y con 69-70 en el electrónico, el conjunto andaluz acarició la victoria. El cuadro vasco respondió con una rápida canasta que los puso nuevamente uno arriba. El conjunto veleño falló el siguiente ataque tras un gran defensa del equipo local y de nuevo anotó en la transición ofensiva (73-70).

El AMIVEL quemó un último cartucho en busca, al menos, del empate pero volvió a errar y el Bilbao puso el definitivo 75 a 70 con una canasta en los instantes finales. Mejoría notable del AMIVEL que debe refrendar el próximo sábado en casa.