Triunfo rotundo del Costa del Sol Málaga frente al Balonmano Salud Tenerife (34-24) para enlazar tres victorias y continuar el ascenso en la clasificación de la Liga Guerreras Iberdrola. Buenas sensaciones para las «panteras», que se colocan con un balance de 4-2. Gran actuación coral del equipo malagueño, que jugó de rosa para tener un bonito detalle con todas las mujeres que luchan contra el cáncer de mama.

Sobresaliente partido de la extremo brasileña Isa Medeiros, que terminó con 12 goles. Ahora el calendario pone por delante un hueso duro de roer la próxima semana, que toca visita al Caja Rural Aula Valladolid.

Pronto pisó el acelerador el Costa del Sol, que encontró caminos para correr desde el inicio. Sole López salía en transición y daba las primeras ventajas (4-2). Y ahí entró en acción Isa Medeiros, que aprovechaba una buena circulación de balón para hacer daño desde el extremo. Cuatro goles suyos disparaban la brecha y el entrenador rival tenía que parar el tiempo. Se enganchaban las tinerfeñas de la mano de Elena Martínez, infalible desde los siete metros. Acabaría con 10 goles. Seguían empujando las «panteras», que encontraron a Laura Sánchez para liderar a las de Suso Gallardo al llegar al descanso 18-11.

Supo contemporizar el equipo malagueño en los segundos 30 minutos para poner el broche a una victoria cómoda. Suso Gallardo movía el banquillo y daba minutos a todas las jugadoras. Sólo Irene Sánchez, que acumulaba varias paradas de mucho mérito impidió que la ventaja fuera a mucho más. Había protagonismo repartido en el Costa del Sol Málaga, que se gustaba sobre las tablas del pabellón Villa de Frigiliana. El Balonmano Salud Tenerife no levantó la bandera blanca, pero las malagueñas lograron sin ningún apuro su tercer triunfo seguido en Liga. El próximo «finde» espera el Aula Valladolid, un reto definitivo para calibrar la mejoría.