El Iberoquinoa Antequera se despidió de la Liga Asobal con una derrota (24-25) frente al Puente Genil, aunque con unas sensaciones de juego y mentalidad muy positivas. Lorenzo Ruiz, entrenador del Iberoquinoa Antequera, mostró sastisfacción por el rendimiento del equipo en la última jornada. "Hay que estar muy contentos, ya da igual si se pierde o se gana, vamos hacia arriba, lo hemos dado todo. Yo quería terminar el año así, luchando y compitiendo hasta el final".

"Lo que se trabaja se ve en la pista" explicó el técnico del conjunto malagueño, quien también mostró su confianza en el futuro del club. "Después de tantos años hay que seguir trabajando y sembrando, sembrando para el año que viene. Los niños están trabajando muy bien y hay que arriesgar. La temporada de viene entran 4 y hay que darles la oportunidad de crecer, que seguro que lo hacen".

Respecto al partido, Ruiz explicó que el Iberoquinoa Antequera jugó a un gran nivel, apostando por las rotaciones para que el físico aguantara hasta el final del partido. "La primera parte ha sido de tú a tú" aseguró el entrenador. "Ha sido un partido de defensa y portería, aunque ellos tengan muchísimo más lanzamiento exterior. Hemos estado muy igualados, se han ido de 3 en la primera parte y hemos remontado, y en la segunda igual. Al final he arriesgado con un 5-1 que ha salido bastante bien. Hemos tenido la mala suerte de fallar un lanzamiento claro".

El encuentro frente al Puente Genil no solo fue la despedida de la Liga Asobal, sino también la retirada Diego Moyano y Chispi. Lorenzo Ruiz se deshizo en elogios hacia ambos jugadores y aseguró que seguirán ligados al club y al balonmano. " Darles las gracias a los 2 por estos años tan bonitos y por ser personas que nos han dado todo."