Golpe de autoridad tremendo del Costa del Sol Málaga en la pista del campeón. Un inicio redondo de la Liga Guerreras Iberdrola para las "panteras", que se impusieron en un partido nivelado al Super Amara Bera Bera (31-32). Dos puntos de gran valía para las malagueñas, que arrancan la nueva temporada con una demostración de intenciones. Una Supercopa oficiosa que acabó en triunfo del conjunto de Suso Gallardo que recibe una inyección de confianza. El próximo sábado espera en Carranque otro "coco", el Rocasa Gran Canaria.

Había imprecisión en ambos lados y los goles se masticaban en el amanecer del encuentro. Las malagueñas cogieron las primeras rentas. Sole López abrió la primera brecha (3-5). Loidi lo empató rápido (5-5), pero se recuperó la ventaja (5-7). Una exclusión de Almudena Gutiérrez cortó el ritmo y Laura Hernández, que acabó con nueve goles, dio la primera ventaja a las de Imanol Álvarez (9-8). Ahí se sintieron cómodas las vascas, con Emma Boada al mando. Las "panteras" se enganchaban con los goles de Sara Bravo, aunque ahora la manija era local. El Bera Bera se marchó por encima al descanso, 15-13.

Se agarraban las de Suso Gallardo, que mostraban madurez y solidez para sobrevivir a un momento complicado. Espe López devolvía el mando (20-21) y las visitantes se hincharon de confianza para un tramo clave. No decayó el vigente campeón, que aprovechaba las pérdidas rivales para darle la vuelta (22-21, 23-22). Una exclusión de Arrojería le ponía la pista de despegue y ahí volaban las "panteras". Arderius encontró en el pivote a la Roca Campigli, que llenaba el zurrón desde ahí. Oro molido los goles de la argentina, con la madrileña y Espe López tomando protagonismo. Lo paró el Bera Bera (28-30) a menos de cinco minutos para el final. Hubo temple y colmillo para cerrar un triunfo de mucho calibre (31-32).

Un refuerzo moral gigante para las "panteras" en el partido inaugural de la Liga Guerreras Iberdrola. Dos puntos de enorme valía en la pista del campeón para abrir la temporada con un sobresaliente. Un golpe de autoridad del Costa del Sol Málaga, que vuelve a mostrar el potencial del nuevo proyecto. En unos días tendrá otra prueba de máxima exigencia. Carranque acogerá el primer partido del nuevo curso frente al Rocasa Gran Canaria, otro de los grandes aspirantes al título. Un duelo para llenar las gradas al que las malagueñas llegan en carroza.