Juegos Olímpicos

Mujer y andaluza: medalla segura en los Juegos de París 2024

El deporte femenino de nuestra región acude a la cita olímpica del verano con claras favoritas en disciplinas como bádminton, tiro o fútbol

La malagueña María de Valdés, actual subcampeona del Mundo de aguas abiertas, con muchas opciones en el Sena

En el centro María de Valdés. Carolina Marín y Fátima Gálvez a la izquierda, y María Pérez y Olga Carmona a la derecha.

En el centro María de Valdés. Carolina Marín y Fátima Gálvez a la izquierda, y María Pérez y Olga Carmona a la derecha. / EFe / L. O.

Fernando Baudet

Fernando Baudet

Desde hace 32 años, la delegación olímpica española persigue el mismo objetivo: superar las 22 medallas logradas en los Juegos Olímpicos de Barcelona. Aquel verano de 1992, con un país entregado a la cita olímpica, se lograron nada menos que trece oros, acompañados de siete platas y dos bronces, con momentos inolvidables como el gol de Kiko Narváez en la final ante Polonia o el soriano Fermín Cacho imponiéndose en el 1.500. Desde aquellos Juegos hasta los últimos, los de Tokio en 2021, la cosecha española solo se aproximó al récord en Atenas 2004 o Londres 2012, con dos decenas de metales en ambas, aunque con solo tres y cuatro oros, respectivamente. 

Este año, con una delegación que ya cuenta con más de 240 plazas confirmadas a la espera de preolímpicos como el del baloncesto masculino o cierres de rankings en deportes como el tenis o el golf, la ambición y las expectactivas son máximas tras un excepcional ciclo olímpico en numerosos deportes, en el que se ha conseguido plaza, por ejemplo, en nueve de las diez disciplinas de vela (el deporte con más medallas del olimpismo patrio) y con ‘doblete’ de equipos masculino y femenino clasificados en waterpolo, fútbol, hockey o balonmano. Entre esas plazas ya con presencia asegurada en París 2024, entre el 26 de julio y el 11 de agosto, la delegación andaluza acumula en torno a una treintena, dentro de la cual sobresalen algunos nombres que acuden a la cita olímpica con la presión y la ilusión de saber que son candidatas a una medalla olímpica. Son Olga, Fátima, Carolina, María y Laura. Así llegan a un verano que puede ser histórico para ellas y para el deporte andaluz.

Carolina Marín - Bádminton

Carolina Marín - Bádminton

La onubense disputará en París sus segundos Juegos Olímpicos, tras los de Río de Janeiro 2016, donde consiguió el oro.

La onubense, campeona olímpica en Río de Janeiro en 2016, es una más que seria aspirante al oro en París. Tras perderse los Juegos de Tokio por una grave lesión de rodilla, Carolina llega a la cita de este verano en un estado de forma inmejorable después de haber ganado tres torneos consecutivos: el All England, el Abierto de Suiza y el Campeonato de Europa, este último por octava vez en su carrera. Además, esta misma semana ha recibido una nueva distinción, que no es otra que la concesión del premio Princesa de Asturias de los Deportes, un reconocimiento que la pone a la altura de grandes deportistas de nuestro país como los de Miguel Indurain, Fernando Alonso, los hermanos Gasol y Rafa Nadal, e internacionales como Steffi Graf, Michael Schumacher, Lindsey Vonn o Eliud Kipchoge. El jurado ha destacado «su extraordinario palmarés en un deporte en el que ha llegado a ser una referente internacional», además de señalar a la onubense (que podría ser la abanderada de la delegación española en la ceremonia inaugural de los Juegos de París) como la primera y única deportista no asiática campeona olímpica en esta disciplina, «además de la mejor jugadora de la historia del bádminton en España y una de las mejores del mundo, es un ejemplo de superación, fuente de inspiración y transmisora de valores, dentro y fuera de la pista».

Tercera en el ranking mundial actualmente, y una de las jugadoras más veteranas del circuito (disputará los Juegos con 31 años recién cumplidos) ella misma ha declarado que viaja a Francia con el cajón más alto del podio como objetivo en la que será su tercera experiencia olímpica. Para ello, tendrá que superar una fase de grupos que comienza el 27 de julio, para después disputar las eliminatorias de octavos, cuartos y semifinal que la lleven a la gran final del 5 de agosto a las once de la mañana, en el Porte de La Chapelle Arena. Su principal obstáculo en el camino será la china Chen Yu fei, actual número 2 del ranking mundial y campeona olímpica en Tokio 2020.  

Carolina Marín se proclama en Saarbrücken campeona de Europa por séptima vez

Carolina Marín llega en plena forma a París 2024. / EFE

Fátima Gálvez - Tiro

Fátima Gálvez - Tiro

Cuartos Juegos para la deportista de Baena, que es la actual campeona olímpica de foso mixto.

En los pasados Juegos Olímpicos de Tokio, la delegación española solo consiguió tres medallas de oro: el de Sandra Sánchez en kárate, el sorprendente Alberto Ginés en la prueba de escalada y el de Alberto Fernández y la cordobesa Fátima Gálvez en foso mixto. De hecho, la suya fue la primera presea dorada que España sumó en la cita de aquel verano de 2021 que ahora, tres años después, la tiradora de 37 años nacida en Baena quiere repetir en los que serán sus cuartos Juegos Olímpicos. Con su plaza asegurada desde el Mundial de Croacia de 2022 ,la cordobesa llega a París en lo más alto del ranking olímpico con grandes resultados durante los últimos meses, a saber: plata en el mundial de Doha de noviembre de 2023 y también plata en la Copa del Mundo disputada en El Cairo el pasado mes de enero, prueba en la que su pareja de baile en los Juegos, el madrileño Alberto Fernández, logró el oro, confirmando a ambos como aspirantes a repetir medalla este verano. Competirán en el Centro de Tiro de Chateauroux entre el 27 de julio y el 5 de agosto.

La tiradora española Fátima Gálvez.

La tiradora española Fátima Gálvez disputará en París sus cuartos Juegos Olímpicos. / Reuters

María de Valdés - Aguas abiertas

María de Valdés - Aguas abiertas

Primera cita olímpica para la nadadora malagueña, que llega como actual subcampeona del Mundo.

A inicios de febrero, diez décimas de segundo separaron a María de Valdés de la medalla de oro en la prueba de los diez kilómetros en aguas abiertas del Mundial de Doha. Su portentosa actuación le valió el subcampeonato del Mundo y la clasificación para unos Juegos Olímpicos en los que aspira a todo en aguas del río Sena en la mañana del jueves, 8 de agosto. Se da la circunstancia de que la fuengiroleña de 25 años tomará el relevo en la prueba olímpica de otra malagueña, Paula Ruiz, que fue la representante española en los Juegos de Tokio el verano de 2021 después de un duelo ‘fratricida’ en las clasificatorias. Ahora María de Valdés, del Club Natación Liceo de La Coruña, acude a los Juegos como aspirante a un podio del que ya conoce el segundo escalón a nivel europeo y a nivel mundial, siempre por detrás de la todopoderosa nadadora neerlandesa Sharon van Rouwendaal, actual subcampeona olímpica y campeona mundial y, sobre el papel, la máxima favorita para hacerse con el oro en París, en los que serían sus cuartos Juegos Olímpicos. 

María de Valdés, en el Mundial de Natación de Doha 2024.

María de Valdés, durante el Mundial de Doha 2024. / Ali Haider (EFE)

Y precisamente el pasado fin de semana, en Sevilla, la malagueña y la neerlandesa midieron fuerzas en un campeonato de España abierto a nadadores y nadadoras internacionales disputado en aguas del río Guadalquivir y que se saldó con la victoria de la australiana Moesha Johnson (otra candidata al oro en aguas del río Sena), por delante de Ángela Martínez, campeona de España y también olímpica, Paula Otero y, en cuarta posición, María de Valdés (1:58:41.4), que cruzó la meta seis segundos antes que van Rouwendaal, que concluyó quinta.

María Pérez - Marcha

María Pérez - Marcha

La marchadora granadina disputará sus segundos Juegos Olímpicos en París, a donde llega como doble campeona del Mundo.

Los aficionados al atletismo no olvidarán los pasados Mundiales de Atletismo celebrados el pasado verano en la capital de Hungría, Budapest. A ella acudía España con una delegación cercana a los 60 atletas, la mayor de su historia en un campeonato del mundo, y saldando la cita con cinco medallas y la tercera posición en la clasificación final. De esas cinco medallas, cuatro fueron de oro y procedieron de las pruebas de marcha, en las distancias de 20 y 35 kilómetros, donde Álvaro Martín y la granadina María Pérez firmaron una actuación que ya queda para la historia, logrando la primera posición en ambas pruebas convirtiéndolos sin lugar a dudas y si las lesiones respetan en los próximos meses, en los máximos favoritos a colgarse el oro olímpico en París, el 1 de agosto en el Trocadero parisino

La granadina de Orce María Pérez, que disputará con 28 años sus segundos Juegos (acabó cuarta en Tokio), acababa la segunda prueba de los pasados mundiales prácticamente coja y este pasado invierno pasaba por el quirófano para operarse el sacro pero siempre con los Juegos de París en el horizonte. «Me he recuperado sin analgésicos», afirmaba en marzo en una entrevista concedida a Relevo y en las semanas previas de su regreso a la competición, que tuvo lugar en los Mundiales de marcha celebrados en la localidad turca de Antalya y en los que se produjo una doble noticia: la clasificación de dos parejas españolas para la prueba que se estrenará en París 2024, la del relevo mixto de marcha (hablaremos de ella más adelante) y el regreso de María a la competición, concluyendo la prueba en décima posición formando pareja con Miguel Ángel López tras una sanción de tres minutos a la granadina por una tarjeta roja por su manera de marchar. Precisamente a los pocos días del campeonato salía a la luz un vídeo de preparación de la Federación Internacional de Atletismo para los jueces en los que se mostraban unos cinco segundos de marcha de la granadina que serían susceptibles de sanción, acompañados del texto «marchadora que infringe la definición de la marcha atlética y merece una tarjeta roja», lo que podría condicionar a los árbitros que se encarguen de vigilar la prueba olímpica el próximo agosto.

Laura García-Caro - Marcha

Laura García-Caro - Marcha

Segundos Juegos para la onubense, recuperada a tiempo del covid persistente para volver a la competición.

Las dos parejas que consiguieron la plaza olímpica para España en la prueba del relevo mixto de marcha en Turquía el mes pasado estuvieron formadas por Alberto Amezcua y Cristina Montesinos, que acabaron séptimos, y por el doble campeón mundial Álvaro Martín y la onubense Laura García-Caro, que consiguieron la medalla de bronce y que repitieron después de disputar y ganar, a comienzos de marzo en Valencia, la primera prueba internacional de una disciplina que se estrenará en París y que supone todo un reto por su peculiaridad: la distancia de la maratón (42.195 metros), cubierta en cuatro postas. 

Laura García-Caro ya fue olímpica en Tokio 2020.

Laura García-Caro ya fue olímpica en Tokio 2020. / L. O.

A menos de tres meses para los Juegos, y con aún pendiente de confirmar la composición de las dos parejas que competirán en representación de nuestro país, la presencia de Laura García-Caro es una magnífica noticia después de un 2023 en blanco por culpa de un ‘enemigo invisible’: el covid persistente. La onubense de Lepe, que ya fue olímpica en Tokio en el verano de 2021, aspira a su segunda cita olímpica bien en el relevo mixto o bien la prueba de marcha individual después de que el pasado mes de enero consiguiera mejorar la mínima olímpica en los campeonatos de España, confirmando su recuperación a tiempo para este 2024 tan importante.

Olga Carmona - Fútbol

Olga Carmona - Fútbol

La selección femenina de fútbol se ha clasificado por primera vez para unos Juegos Olímpicos.

Si hay un equipo femenino que esté en boca de todos en nuestro país en los últimos años, ese es la selección española de fútbol. Tanto por el ruido extradeportivo que provocaba una convulsión la Federación Española el pasado verano, como por sus méritos deportivos que han convertido al equipo que entonces, el verano de 2023, entrenaba Jorge Vilda y que ahora dirige su segunda, Montse Tomé, en campeona del Mundo, con plaza ya asegurada para los Juegos Olímpicos de París después de imponerse a Países Bajos en las semifinales de una Nations League disputada en el estadio de La Cartuja de Sevilla y que también acabarían llevándose tras vencer en la final a Francia por dos tantos a cero. Además, la selección ocupa el número 1 del ranking mundial de la FIFA y acaba recibir el Premio Laureus a equipo del año del pasado 2023. En esta selección, que como es lógico acude a París como máxima favorita al oro en la que será su primera participación en una cita olímpica, estará la sevillana del Real Madrid Olga Carmona. Lateral izquierda del conjunto blanco y de la selección, aunque puede jugar en posiciones más adelantadas, fue la gran protagonista de la final del Mundial de Australia al anotar el gol de la victoria ante Inglaterra. Se dio la circunstancia de que Olga dedicó el tanto a una amiga suya, cuya madre había muerto recientemente, y a las pocas horas de la conclusión del partido, la joven sevillana de 23 años se enteró del fallecimiento de su padre.

Olga Carmona dispara en el encuentro de semifinales ante Suecia.

Olga Carmona, durante las semifinales del Mundial del pasado verano. / PABLO GARCÍA/RFEF

Si nada raro ocurre, Olga Carmona estará en la lista de Montse Tomé para París 2024, que ya ha fijado los primeros rivales de la selección en su camino hacia la gran final del sábado, 10 de agosto, en el Parque de los Príncipes: España debutará ante Japón el jueves, 25 de julio; después se medirá a Nigeria el día 28 y cerrar la fase de grupos ante la selección nacional de Brasil, el día 31.  

Otras andaluzas en los Juegos de París

Además de la nómina de atletas que viajan a los Juegos Olímpicos como serias candidatas a subirse al podio, hay otros nombres de deportistas de nuestra tierra que ya tienen asegurada su presencia en París este verano. Las ‘Guerreras’ del balonmano, que en esta cita no están entre las favoritas, lograban hace unas semanas su billete en el preolímpico, contando en su plantilla con las malagueñas Marta y Sole López y con la algecireña Jennifer Gutiérrez, que cuentan con serias papeletas de entrar en la convocatoria de Ambros Martín para los Juegos. En vela, la sevillana Pilar Lamadrid en iQFoil (windsurf) y la esteponera Ana Moncada en ILCA6 / Dingui (Laser Radial) también representarán a nuestro país este verano, navegando en aguas de Marsella del 28 de julio al 8 de agosto. Y en atletismo, el relevo 4x400 femenino podría contar la participación de dos andaluzas más: la granadina Laura Bueno, que ya compitió en Tokio 2020, y la cordobesa Carmen Avilés.