13 de julio de 2008
13.07.2008
crisis

Pánico bursátil en EEUU

13.07.2008 | 02:00
Terremoto en Wall Street. Un corredor de Bolsa se lleva las manos a la cabez tras la caída de Indymac.

El Gobierno nacionaliza Indymac, un de los bancos más importantes del país en la concesión de hipotecas, y provoca la peor caía de la banca en 24 años

El banco californiano Indymac, uno de los más importantes en cuanto a concesión de hipotecas de EE UU y con activos valorados en 32.000 millones de dólares, está ya bajo control de las autoridades federales para evitar la quiebra. Esta es la peor crisis en un banco estadounidense en los últimos 24 años. El banco volverá a abrir sus puertas el próximo lunes con el nombre de Banco Federal Indymac. El cierre del banco se ha producido después de la retirada de 1.300 millones de dólares en diez días por parte de sus clientes, presos del pánico después de los comentarios del senador demócrata Charles Schumer, que se mostró inquieto por el futuro del banco en una carta abierta a las autoridades reguladoras de entidades crediticias (OTS).
Con la nacionalización de la hipotecaria estadounidense las autoridades federales intentan poner freno a la crisis experimentada por grandes compañías como Fanny Mae y Freddie Mac, que esta semana han sufrido mínimos bursátiles nunca padecidos desde hace 17 años . La Asociación Federal de Hipotecas Nacionales (o Fanny Mae) y la Corporacción Federal de Préstamos Hipotecarios para la Vivienda (Freddy Mac) poseen o garantizan, entre ambas, la mitad del mercado estadounidense para la compra de la vivienda: unos 12 billones de dólares.

Solución: nacionalizar. Con el último repunte, ni Bernanke ni Paulson han comunicado su intención de nacionalizar ambas compañías a corto plazo, en lo que sería la tercera vez en menos de un año que la administración Bush intervendría para evitar el colapso del sistema financiero desde que el pasado marzo forzara la venta de Bear Sterns a JP Morgan Chase para evitar la bancarrota de la conocida empresa de inversiones; y la federalización anunciada ayer de IndyMac.
La causa del enorme descenso todavía no está demasiado clara. "Existe un pánico real sobre la actividad de estas compañías en Wall Street. Y a veces tiene lugar un ´incendio´ como el de esta semana sin razón aparente", explicó el economista y antiguo empleado de Fannie Mae, Tom Lawler. "Realmente, no se han dado noticias particularmente nuevas como para empezar esta crisis. Las acciones simplemente comenzaron a bajar, y no han parado desde entonces".
Prácticamente todas las empresas inmobiliarias dependen de estas dos compañías en algún sentido, casi todos los bancos de Wall Street hacen negocios con ellas, e inversores de todo el mundo poseen 5,2 billones de dólares en títulos de deuda respaldados por estos dos gigantes.

Sin confianza. El principal riesgo al que se enfrentan las dos compañías es la pérdida de confianza del inversor, lo que impediría que desarrollaran su función principal, que es comprar los prestamos hipotecarios de los bancos para revenderlos después a los inversores, la esencia del mercado inmobiliario: aporta el capital que los bancos emplean para conceder nuevos préstamos. "Si la gente pierde fe en Fannie y Freddie, el sistema entero se congelará; y si nadie puede comprar una casa, el mercado inmobiliario podría quebrar en su totalidad", advirtió el analistas Paul Billings.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Especial Campaña de laRenta

Declaración de la renta

Renta 2017

 

El nuevo programa Renta Web, las novedades de esta campaña, las deducciones de la renta, cita previa... y todo lo que necesitas para tu declaración de la renta.

 

Enlaces recomendados: Premios Cine