Los pensionistas reciben malas noticias: confirman que no habrá 'paguilla extra' en 2024

Un año más, los beneficiarios de una pensión no cobrarán este plus en su nómina

Por qué no se cobra la paguilla extra

Por qué no se cobra la paguilla extra

En años anteriores, los pensionistas en España solían recibir un pago adicional conocido como la "paguilla" al comienzo de cada año. Este pago se destinaba a compensar las diferencias entre la revalorización de las pensiones y la variación real del Índice de Precios al Consumo (IPC). Sin embargo, en 2023, este beneficio llegó a su fin, y es importante entender por qué.

Hasta 2021, el sistema de revalorización de las pensiones se basaba en el Índice de Precios al Consumo estimado por el Gobierno al comienzo de cada año. Si la estimación resultaba ser menor que la variación real del IPC al final del año, se llevaba a cabo una regularización y compensación en el año siguiente a través de la "paguilla." Este sistema reemplazó al Índice de Revalorización de las Pensiones (IRP), que antes de 2018 provocaba un aumento anual del 0,25% en las pensiones.

El fin de la paguilla

Sin embargo, a partir del 1 de enero de 2022, entró en vigor un nuevo sistema de revalorización de las pensiones públicas. Según este sistema, las pensiones contributivas se revalorizan cada año de acuerdo con la variación del IPC interanual medio de los 12 meses previos a diciembre del año anterior. En otras palabras, las pensiones se ajustan según la inflación real, no según estimaciones gubernamentales.

En el caso de 2022, el primer año en que se aplicó este nuevo método, las pensiones contributivas se revalorizaron en un 2,5%, teniendo en cuenta la inflación media desde diciembre de 2020 a noviembre de 2021. Antes de este cambio, los pensionistas recibían la "paguilla" para compensar las desviaciones entre el aumento previsto (según el método anterior) y la inflación real. En 2022, esta "paguilla" representó un 1,6% adicional, lo que elevó el aumento total de las pensiones al 4,1%, o un 4,6% en el caso de las pensiones mínimas.

No obstante, la "paguilla" se pagó por última vez en enero de 2022, debido a la transición al nuevo sistema de revalorización. Con este sistema, ya no es necesario realizar una compensación posterior, ya que las pensiones se revalorizan con base en datos de inflación real en lugar de estimaciones.

En 2023, según la Ley 21/2021 de garantía del poder adquisitivo de las pensiones y otras medidas de refuerzo de la sostenibilidad financiera y social del sistema público de pensiones, las pensiones contributivas continuarán revalorizándose de acuerdo al Índice de Precios al Consumo medio de los 12 meses previos a diciembre del año anterior. Esto significa que los pensionistas ya no recibirán la "paguilla" en el comienzo del año, ya que el nuevo sistema elimina la necesidad de regularizar las pensiones con base en estimaciones de inflación. 

El Gobierno confirma una nueva subida de las pensiones

Pero, a pesar de que ya no se entrega más la famosa 'paguilla" ahora los pensionistas reciben una actualización de las pensiones realmente acorde con la subida de los precios: así, a principios del pasado 2023 sus nóminas experimentaron una subida del 8,5% y el Gobierno ha confirmado que en 2024, a falta del dato actualizado, también rondará el 4% de subida.