Formación y educación

Granada quiere liderar el proyecto piloto de la Red de Universidades Europeas

La universidad española presenta el proyecto Arqus, una alianza con otros cinco centros de Austria, Alemania, Italia, Lituania y Francia

18-12-2018Meneame
La rectora de la Universidad de Granada, Pilar Aranda Ramírez, durante la presentación del proyecto Arqus
La rectora de la Universidad de Granada, Pilar Aranda Ramírez, durante la presentación del proyecto Arqus. EFE.

EFE / MADRID La Universidad de Granada (UGR) ha presentado en Bruselas el proyecto Arqus, una alianza con otros cinco centros de Austria, Alemania, Italia, Lituania y Francia que pretende colocarse a la vanguardia de la futura Red de Universidades Europeas.

"La idea es fortalecer las universidades europeas, trabajar en proyectos conjuntos para enriquecernos", explicó la rectora de la UGR, Pilar Aranda, sobre el consorcio, del que también forman parte las universidades de Graz (Austria), Leipzig (Alemania), Padua (Italia), Vilna y Lyon (Francia).

El objetivo de esta iniciativa pasa por reforzar los lazos existentes entre centros de educación superior en la Unión Europea (UE) al fomentar la movilidad a todos los niveles, lo que incluye, además de alumnos, a profesores y personal administrativo, así como la "movilidad virtual", e impulsar el aprendizaje de lenguas extranjeras.

Según Aranda, este proyecto permitirá "avanzar" en la innovación educativa y "ampliar" las oportunidades de desarrollo de una investigación compartida de alto impacto social, regional e internacional.

La rectora recordó que "Granada siempre ha estado a la cabeza en movilidad", pero que ahora se "reforzará" trabajando en proyectos conjuntos, no solo de investigación, sino también académicos que permitirán una "mejor" movilidad y títulos de "mayor" reconocimiento.

Arqus se centrará en la "defensa" de la internacionalización como valor fundamental de la excelencia académica, el valor de la investigación rigurosa en diversos ámbitos del conocimiento y el trabajo con los estudiantes, en especial en el emprendimiento.

"Todo ello encaminado a formar profesionales, pero, sobre todo, a formar una ciudadanía que tenga valores críticos, de reflexión, de compromiso y hacer una Europa con mayores fortalezas donde los valores tradicionales sean una realidad", precisó la rectora.

La coordinadora del proyecto y vicerrectora de internacionalización de la UGR, Dorothy Kelly, destacó también la importancia del multilingüismo y multiculturalismo, "esenciales" para el mundo de hoy y de mañana.

"Somos un consorcio de seis universidades que tenemos cinco lenguas de trabajo más el inglés que utilizamos como lengua franca y, por tanto, hay mucho potencial para compartir recursos", dijo a Efe la vicerrectora.

Kelly destacó como punto en común de los seis centros firmantes el "fuerte compromiso" con los valores europeos y la cultura democrática, además de la "promoción" de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas.

"Aspiramos a que se beneficie todo el mundo, nuestros estudiantes, profesores, personal de administración y servicios y también las regiones y sociedades en las que están situadas las universidades", concluyó la coordinadora del proyecto.

El objetivo de la futura Red de Universidades Europeas es crear una educación superior paneuropea de excelencia a partir de una idea expuesta por el jefe de Estado de Francia, Emmanuel Macron, que fue retomada por el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, y los líderes de los Estados miembros de la Unión Europea.

Arqus competirá con otros proyectos por ser el plan pionero de educación que arrancará en 2019 y servirá de base para organizar una red de universidades europeas que funcione a partir de 2025.

Cada candidatura deberá reunir al menos a seis centros de un mínimo de tres Estados miembros de la UE y el proyecto piloto vencedor será dotado con 30 millones de euros de fondos comunitarios.

En 2021 se abrirá la licitación para un segundo proyecto piloto, siempre dentro del actual marco normativo del programa Erasmus+, que actualmente recibe unos 3.000 millones de euros al año del presupuesto de la Unión Europea.