Kiosco

La Opinión de Málaga

Feria de Málaga 2022

La moda flamenca vuelve con fuerza tras dos años de parón

La moda flamenca quedó paralizada con la pandemia pero este año se prepara para una temporada sin apenas restricciones y en la que tienen puestas las esperanzas para la recuperación - El sector se muestra optimista ante su futuro, sin embargo se han tenido que enfrentar a problemas como la falta de materias primas y el aumento de los precios que han dado lugar a la subida de los vestidos de flamenca

Algunos vestidos de la tienda de moda flamenca M del Mar Ortega. | ÁLEX ZEA

El sector de la moda flamenca se prepara para una temporada sin apenas restricciones y en la que tienen puestas las esperanzas para la recuperación tras dos años sin vender un traje. «El año pasado no hubo ventas pero este año han aumentado con respecto a 2019 y la campaña ha ido muy bien», afirma María del Mar Ortega, propietaria de la tienda de moda flamenca M del Mar Ortega. Asimismo, Astrid Hohle, propietaria de la tienda Astrid Hohle Moda Flamenca, asegura que la gente tiene muchas ganas de feria. «El año que viene creo que se estabilizará un poco la cosa pero este año la carga de trabajo ha sido muy grande», dice.

La moda flamenca quedó totalmente paralizada con la pandemia pero este año, con el retorno de las ferias y romerías, vuelve con más fuerza que nunca. «Durante la pandemia tuvimos que cerrar. Lo que a mí me salvó es que tenemos dos temporadas, comuniones y flamenca. La temporada de comunión sí pude salvarla pero para la temporada de flamenca hemos abierto este año nuevamente», afirma Ortega.

Las feria de Sevilla, Jerez o El Rocío dieron el pistoletazo de salida de esta campaña que se saldó con muy buenos números. Ahora, las tiendas de moda flamenca esperan que esta tendencia se repita en la feria de Málaga en la que tienen depositada muy buenas expectativas. «En Málaga las ventas están en pleno auge. Hemos vuelto a lo de siempre, está todo muy normalizado», explica María Jesús Pérez, encargada de la tienda de Málaga El Rocío.

Tal ha sido la demanda que algunas tiendas de moda flamenca se han tenido que enfrentar a problemas como la falta de existencia de las materias primas. Ortega achaca esta problemática a la coincidencia de muchas ferias de Andalucía en el mes de mayo, la huelga de transportes y, a que este año no se ha fabricado tejido sino que se ha utilizado el de la colección ya existente de 2019. «Ha habido problemas con las telas, no hemos podido recibir algunos tejidos. A los fabricantes les pilló por sorpresa y se quedaron sin estocaje», asevera Hohle.

La propietaria de la tienda M del Mar Ortega prepara algunos pedidos. | ÁLEX ZEA

A esta falta de existencia se ha sumado también el aumento en el precio de estos productos. «Especialmente este último mes es cuando más hemos notado el aumento en los tejidos, hilos, en todo», asegura Hohle. A esto se une el incremento de los precios del gas, la gasolina, o la electricidad. «Todos esos problemas que se han acumulado han hecho que se eleven los precios pero no solo en la moda flamenca sino que lo hemos visto reflejado en todos los ámbitos», detalla Pérez.

Las tiendas han tenido problemas de falta de existencia de materias primas y los vestidos de flamencas cuestan un poco más caros que en años anteriores, alrededor de un 8%

Esta subida de precio en las materias primas también se ha reflejado en el precio final de los vestidos de flamenca. «Cuestan un poco más caros que otros años, alrededor de un 5 u 8%, todo depende de los tejidos que se usen», dice Ortega. Sin embargo, Hohle afirma que no han podido subir los precios todo lo que se debería porque el aumento sería mucho y los clientes lo notarían demasiado en sus bolsillos.

No hay datos del todo concretos sobre el impacto económico real que tiene la moda flamenca aunque la Universidad de Cádiz elaboró un informe en 2011 sobre el impacto del flamenco en general, con un volumen de negocio de 25 millones de euros para la moda.

Ortega se muestra optimista y afirma que la moda flamenca «está en un momento muy bueno, hay muchos diseñadores nuevos y tenemos una variedad muy grande dentro de esta moda». Pese a eso, destaca que la Feria de Málaga debería fomentarse más por parte del Ayuntamiento, de la Diputación y de todos los organismos. «Es importante publicitar más la Feria y que la gente se vista de flamenca. Que se fomente lo típico y lo nuestro», asevera.

«Antes de la pandemia ya teníamos el servicio de venta online pero este año se ha intensificado muchísimo»

decoration

La moda flamenca en Andalucía ha tomado nota de las debilidades que la pandemia ha dejado al descubierto tras dos años sin ferias y, en muchos casos, se han reinventado potenciando la venta a través de sus páginas web y redes sociales. «Antes de la pandemia ya teníamos el servicio de venta online pero este año se ha intensificado muchísimo», afirma Ortega. Sin embargo, Pérez asegura que la gente sigue sigue prefiriendo ir a la tienda a comprar, probarse y elegir sus vestidos.

«Los que hacen compras por la web son mayoritariamente personas que no son de Málaga», afirma Pérez. La moda flamenca supera las fronteras de Andalucía. La clientela se diversifica cada vez más llegando, incluso, al extranjero. «Personas de toda España han venido a las ferias de Sevilla o Jerez por lo que hemos vendido vestidos a toda España e incluso hemos mandado algo al extranjero», detalla Ortega.

Compartir el artículo

stats