18 de abril de 2015
18.04.2015
Sección oficial

Precrítica de ´La deuda´

"Barney Elliot juega sobre seguro en una cosa bien intencionada que no comete más pecado que el de no equivocarse"

18.04.2015 | 14:09
Fotograma de la película.

No hay mucho que reprochar a una película tan meliflua como 'La deuda'. Se sitúa en tal punto de corrección, y hace todo lo posible para no abandonarlo, y resulta tan transparente en sus obvias elucubraciones sobre el capitalismo y sus secuelas humanas que el espectador no puede siquiera reaccionar con algo parecido a una emoción. El director y guionista, Barney Elliot, juega sobre seguro en una cosa bien intencionada que no comete más pecado que el de no equivocarse. Para cuando en el tramo final, al realizador le entran las ínfulas de Michael Mann –ya conocen su fórmula: música new age, primerísimo plano ultraestetizante de una persona en un dilema intenso–, el bostezo condescendiente conduce a una sonrisa de leve mala leche.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp