29 de enero de 2015
29.01.2015
Bruselas

Grecia pone en jaque las sanciones de la UE a Rusia

Los ministros de exteriores abogan por mantener la "unidad" después de que el Gobierno heleno discrepara

29.01.2015 | 16:39
Grecia pone en jaque las sanciones de la UE Rusia
Play
Grecia pone en jaque las sanciones de la UE a Rusia

Los ministros de Exteriores de la Unión Europea (UE) abogaron hoy por mantener la "unidad europea" en su política de sanciones a Rusia por su papel en la crisis en el este Ucrania, después de que el nuevo Gobierno griego haya manifestado discrepancias sobre la posición que debe mantener el bloque.

"Como siempre trabajaré para mantener la unidad y ejercer la máxima presión para acabar con los enfrentamientos y alcanzar un alto el fuego", dijo la jefa de la diplomacia comunitaria, Federica Mogherini, a su llegada al Consejo de Ministros de Exteriores de la UE, convocado de urgencia tras "el ataque inaceptable de Mariúpol" el sábado en que murieron 30 personas y hubo un centenar de heridos.

El ministro español de Exteriores y Cooperación, José Manuel García-Margallo, abogó por "ver cómo evoluciona la situación".

"Este Consejo tiene tres objetivos fundamentales", declaró en referencia a condenar los acontecimientos en Mariúpol, intentar restablecer el diálogo entre las partes y "mantener las sanciones y, en su caso, estudiar la posibilidad de establecer sanciones adicionales si la situación sigue deteriorándose".

Sobre Grecia, García-Margallo no consideró la llegada al poder del partido izquierdista Syriza un "acontecimiento tan determinante como para cambiar la relación de fuerzas en la Unión Europea" sobre la posición ante Rusia.

Consideró un "desajuste interno en la delegación griega" las discrepancias sobre el comunicado conjunto de los Veintiocho del martes en el que sopesaban imponer nuevas sanciones a Rusia ante el deterioro de la seguridad y la situación humanitaria en el este de Ucrania, cuando los nuevos ministros griegos se estaban incorporando a sus cargos.

"Puede responder a la precipitación con que el cambio de poderes, el relevo en la guardia se ha producido, vamos a ver cómo evoluciona la situación hoy, cuál es la postura de la delegación griega", dijo.

El Gobierno griego afirmó que la UE no había contado con su visto bueno para incluir a Grecia en la declaración conjunta que respaldaron los Veintiocho para advertir a Rusia del riesgo de nuevas sanciones.

En Bruselas, el ministro griego, Nikos Kotzias, indicó hoy que "Grecia trabaja por la restauración de la paz y estabilidad en Ucrania, y para que no haya una ruptura entre la Unión Europea y Rusia".

El secretario de Estado francés para Asuntos Europeos, Harlem Desir, fue tajante al asegurar que los ministros acordarán hoy "reforzar las sanciones" contra las personas que utilizan la violencia en el este de Ucrania.

Preguntado por la posición de Grecia, declaró que los ministros celebrarán "un debate por la unidad", ya que "la unidad de la UE podrá ejercer una presión más fuerte" ante esta crisis.

"La UE sólo toma decisiones unánimes sobre esto, hasta ahora las decisiones también las ha tomado y aplicado Grecia", advirtió por su parte el ministro finlandés, Erkki Tuomioja.

El titular luxemburgués, Jean Asselborn, reiteró que el Consejo estudiará nuevas sanciones a personas responsables de desestabilizar Ucrania, a la vez que confió en que "del lado ruso hayan entendido que así no se puede continuar".

El ministro alemán, Frank-Walter Steinmeier, dijo que "vamos a analizar cómo reaccionar a acciones incompatibles con acuerdo (de paz) de Minsk" y enfatizó la necesidad de que Rusia y Ucrania cumplan el acuerdo alcanzado en Berlín la semana pasada de retirar las armas pesadas de la zona de contacto.

Advirtió de que, "si la calidad del conflicto cambia (...), habrá que reaccionar con medidas más fuertes".

El secretario de Estado para Asuntos Exteriores británico, David Lidington, dijo que "es muy importante que la UE siga mostrando su solidaridad al responder contra las agresiones a los civiles".

Señaló además que "es el momento de que Europa prepare opciones para el futuro incluyendo, y creo que es necesario, nuevas medidas restrictivas hacia Rusia".

El titular lituano, Linas Linkevicius, se refirió a que en su reciente viaje a Ucrania ha visto más señales de deterioro de la situación, a la vez que señaló que, tras los ataques de Mariúpol, "es difícil no contemplarlos como actos terroristas".

Sobre la posición de Grecia, señaló "no creer que el primer movimiento del nuevo Gobierno griego sea romper la unidad europea".

El ministro irlandés Charles Flangan señaló que "es muy importante que la UE tome una decisión firme y que lo haga con una voz única".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook