21 de diciembre de 2020
21.12.2020
La Opinión de Málaga
Estados Unidos

Hombres armados irrumpen en el Capitolio de Oregón protestando contra las medidas anticovid

Los manifestantes, que llegaron a ser 300, pidieron la dimisión y el arresto de la gobernadora

22.12.2020 | 02:17
Imagen de archivo de una protesta contra medidas anticovid en Estados Unidos.

Varias decenas de manifestantes, algunos de ellos portando armas de fuego, irrumpieron este lunes en el Capitolio de Oregón (noroeste de EEUU) para protestar contra las restricciones impuestas en el estado por la pandemia de covid-19, según mostraron las imágenes de televisiones locales.

La emisora local OPB identificó a algunos de los manifestantes como miembros de la formación de ultraderecha Patriot Prayer, con sede en Vancouver (estado de Washington) y que ya ha protagonizado episodios de violencia en el pasado.

Los manifestantes se habían concentrado a primera hora a las puertas del Capitolio del estado en la ciudad de Salem, donde dentro se celebraba una sesión especial en la que los legisladores debatían la respuesta sanitaria y económica a la pandemia.

Los manifestantes, que llegaron a ser unos 300 según la prensa local, pidieron la dimisión y el arresto de la gobernadora, la demócrata Kate Brown, y gritaron consignas a favor de que se suspendan las restricciones y se reabra por completo la economía del estado.

La tensión entre los manifestantes y la Policía que protegía el edificio escaló y algunos de los primeros lograron superar la vigilancia y entrar en el Capitolio tras haber "usado espray con agentes químicos", indicó la Policía Estatal de Oregón.

La Policía respondió con el lanzamiento de gas lacrimógeno y el enfrentamiento terminó con el arresto de tres personas, una de ellas identificada por las autoridades como Ryan Lyles, de 41 años.

"La Policía Estatal de Oregón anima a la gente a que ejerza su derecho de libertad de expresión, pero tiene que ser de forma legal. Por favor, abandonen cualquier acto de vandalismo o destrucción de propiedad. Si cometen un crimen, se les arrestará", indicaron las autoridades en un comunicado.

Patriot Prayer es el grupo al que pertenecía un seguidor del presidente saliente de EEUU, Donald Trump, que en agosto fue asesinado a tiros en Portland (Oregón) por un miembro del grupo anarquista Antifa mientras participaba en una marcha derechista.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook