Más un concepto y un sueño que un territorio, la Costa del Sol sigue siendo una leyenda que está esperando ser escrita. No es que le hayan faltado novelas, ensayos, incluso algún poema, pero la Costa del Sol nació escurridiza y poliédrica, y por ello seguimos necesitando descifrar este mito nacional. Sin demasiadas pretensiones, y desde una perspectiva hedonista, optimista y pop, José Luis Cabrera (Casablanca, 1965) y Carlos Pranger (Málaga, 1978) aportan un nuevo punto de vista a través de ‘Excéntricos en la Costa del Sol’ (La Térmica, 2021).

Lo que ofrecen Cabrera y Pranger en este libro es un divertido compendio de personajes que han deambulado en algún momento por la Costa del Sol –algunos aún están entre nosotros, y otros dejaron tanta huella que parece que nunca se hayan ido-. Organizados como entradas de un diccionario, ‘Excéntricos en la Costa del Sol’ reúne a decenas y decenas de integrantes de la más variopinta tropa de la comedia humana que construyó con sus vidas ese sueño dorado que fue la Costa del Sol. Como se suele decir: son todos los que están, pero no están todos los que son. En cualquier caso, nadie debe sentirse defraudado por la selección, aunque sí se pueda objetar cierta nivelación –porque, ¿valen tanto las anécdotas de un productor de porno como las vivencias de un gran novelista?-.

De lectura siempre divertida, a ratos reveladora, ‘Excéntricos en la Costa del Sol’ nos invita a recordar el colorido cuadro humano que se construyó en este remoto rincón mediterráneo. Y a eso también ayudan las ilustraciones que aporta Cintia Gutiérrez, unos retratos gamberros pero precisos que reviven el espíritu descarado, frívolo e internacional que caracterizó a la Costa del Sol en sus mejores días.

Excéntricos en la Costa del Sol

  • José Luis Cabrera / Carlos Pranger
  • Editorial La Térmica, 2021
  • Ilustraciones Cintia Gutiérrez
  • Precio: 17,00 € 

«Marbella es un sopor diurno y un champán de frivolidad nocturna en la copa azul del mar», escribió Paco Umbral en 1984. Y creo que los autores de ‘Excéntricos en la Costa del Sol’ estarán más que de acuerdo con el autor de ‘Carta abierta a una chica progre’ (Ediciones 99, 1973), porque han reclutado para su libro a unos personajes que si algo tienen en común es su condición de vividores, algunos en el mejor sentido y otros no tanto.

Esta obra nace del amor y la fascinación, así como de la curiosidad que estos dos hijos de la Costa del Sol sienten por el mito en el que nacieron.