Kiosco

La Opinión de Málaga

Relatos

Las indelebles cicatrices de la obra de Juan José Saer

Editorial Rayo Verde recupera ‘Cicatrices’, uno de los relatos más señeros de Juan José Saer donde el escritor argentino muestra la fantasía de su estilo como alma y motor supremo al servicio de la trama

Juan José Saer

En ‘Cicatrices’, de Juan José Saer, hay un suceso central que marca como una cicatriz el alma de los cuatro personajes de la trama: El 1° de mayo Luis Fiore, un obrero metalúrgico, asesina a su mujer de dos tiros de escopeta.

A partir de ahí, Saer nos cuenta la herida que este hecho doloroso deja en la impronta de los cuatro personajes.

Lo hace con cuatro relatos que bien podrían ser leídos en forma independiente, porque cada uno guarda una autonomía propia. En cada relato un personaje distinto cuenta su visión de lo sucedido. Pero como siempre sucede con Juan José Saer, lo que importa no es lo sucedido en sí, sino lo que cada uno cuenta acerca del suceso.

En el primer relato el protagonista es Ángel Leto un joven de 19 años, aprendiz de periodista que se curte en la sección de previsión meteorológica. Vive con su madre, que aún conserva la belleza de juventud que el alcohol le va enfangando, y con la que tiene una relación enfermiza.

En el segundo, Sergio Escalante, un abogado que casi no ejerce, porque se dedica a dilapidar su dinero y la herencia de su familia en el juego. Y en los intermedios entre una timba y otra escribe ensayos sobre filósofos mezclados con cultura popular.

En el tercero se nos presenta a Ernesto López Garay, el juez destinado juzgar el crimen del obrero; vive atormentado por su condición de homosexual que no puede vivir abiertamente su inclinación sexual, en una sociedad retrógrada. Incluso se verá amenazado constantemente. Está traduciendo El retrato de Dorian Gray, de claro contenido simbólico con su homosexualidad.

Y por último en el cuarto relato, titulado ‘Mayo’ y que transcurre íntegramente a lo largo del día 1°en ella se nos narra el último día de la pareja Fiore, cómo van a cazar patos a una laguna por la mañana y a la noche él le pega a ella dos tiros, uno de ellos mortal en la cara. Una narración costumbrista, con gran profusión de diálogos, cuyo suceso tremendo –del que no podemos escapar– ha afectado ya a los personajes de las otras tres narraciones.

La editorial Rayo Verde, que viene ocupándose en los últimos años la producción literaria de Saer, se encarga también ahora de recuperar la edición de ‘Cicatrices’, una de las novelas mayores en el conjunto de su soberbia obra.

Pero, como señalábamos antes, el nivel argumental, como ocurre en otros grandes relatos de Saer, es lo menos importante en esta novela. El estilo, el cómo se cuenta, es el alma y motor de la obra. Lo grandioso de Saer es el lenguaje literario propiamente dicho que utiliza para construir un funesto acontecimiento que deja una cicatriz, una heridas, en la ya desdichada vida que sufren los personajes,

Uno tiene la sensación de estar frente a un autor que decide no ceñirse a la rigidez de los géneros literarios y encuentra, siempre, la manera de escabullirse. De ahí que su forma de concebir el relato sea a la vez poética, a la vez novelística.

Saer nos dejó hace ya 17 años, pero su obra literaria siempre va a tener vigencia porque, por la vastedad de su obra, por su coherencia interna, por la contundencia en la concreción de su proyecto narrativo, por su radicalidad y por su altísimo valor literario es, junto a Ricardo Pligia, el novelista argentino más importante de la segunda mitad del siglo XX.

Cicatrices

Juan José Saer

Editorial: Rayo Verde

Precio: 22,00 €

Compartir el artículo

stats