La delegada territorial de Educación y Deporte de la Junta de Andalucía en la provincia de Málaga, Mercedes García Paine, ha considerado "prácticamente anecdóticas" las cifras de cierre de aulas y colegios por contagios COVID al encontrarnos en plena tercera ola.

Así, en una jornada en la que la provincia cuenta con una tasa de 995 casos por cada 100.000 habitantes, se encuentran 215 aulas cerradas temporalmente, de un total de 14.270, lo que se traduce en un 1,506 por ciento. Estos cierres de aulas afectan a 123 centros educativos, ha detallado la delegada.

Mientras, permanecen en la provincia dos centros educativos cerrados, un 0,165 por ciento del total de 1.029, ambos de Educación Infantil: EI Los Rebuscos, en el municipio de Almáchar, y el IE 5 Chupetes Guadalhorce, en Málaga capital.

Durante la presentación del balance de los dos años de legislatura al frente de la Delegación Territorial, García Paine ve estas cifras "prácticamente anecdóticas" cuando la provincia se encuentra en plena tercera ola. Así, ha recordado que el 99 por ciento de los centros educativos permanecen abiertos y, "mientras Salud no informe de lo contrario, vamos a seguir con las clases presenciales".

En relación con la petición de sindicatos, Ayuntamientos como el de Ronda y padres de alumnos de acordar el cierre de los centros educativos en municipios que superen la tasa de 1.000 contagios, la delegada de Educación ha insistido en que la seguridad en los colegios "está garantizada", "así lo avalan los datos". De este modo, y apelando a que se pregunte al respecto a los equipos directivos de los centros, asegura estar convencida de que "la mayoría confirman que los centros educativos son seguros".

En este sentido, se apoya en las decisiones acordadas por la Consejería de Salud para lanzar un mensaje de tranquilidad ante el miedo de muchos padres por el aumento de contagios y defiende que hay que seguir avanzando pero con "respeto". "Tenemos que velar por el derecho a la educación" sostiene García Paine, quien llama a combatir el miedo con las cifras de contagios en los centros, algo que "no está ocurriendo".

Sobre la cifra de absentismo escolar, la delegada de Educación y Deporte afirma que "no son números altos ni mucho menos", recordando que a nivel andaluz la cifra es del 2,7 por ciento, aunque no se conocen datos de la provincia, donde sí ha aumentado en un 50 por ciento en número de alumnos con ausencia justificada a los centros educativos, 100 alumnos malagueños más.

En esta línea se ha manifestado también la delegada del Gobierno andaluz en Málaga, Patricia Navarro, quien ha reiterado que "no hay espacio más seguro que los centros educativos", donde las cifras que se arrojan de casos "son ínfimas". Así, sostiene que los contagios en menores se han producido durante las fechas navideñas "que es cuando no han estado en nuestros centros".

Es por ello, que ha recalcado que los centros educativos permanecerán abiertos porque "creo que es lo mejor que podemos hacer por las familias" y porque con esta decisión el Gobierno andaluz "no pone en riesgo la salud de ningún niño ni de ninguna persona de la comunidad educativa ni de fuera", ha concluido.