Las exportaciones malagueñas han logrado mantenerse en positivo en este complicadísimo año 2020, con el sector agroalimentario como pilar principal en los mercados internacionales, y ha firmado un nuevo récord en la provincia. A cierre del año, Málaga acumula 2.287,5 millones de euros en ventas de empresas al extranjero, según los datos publicados este viernes por el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo y por la agencia andaluza Extenda. La exportación malagueña, con un 1,9% de incremento anual, escapa así a la tendencia de caída nacional (se sumaron 261.175,5 millones de euros, un 10% menos que en el año anterior) y andaluza (cayó un 12,3% para un total de 27.831 millones).

El segmento 'agro' ha concentrado la mayoría de la exportación malagueña, con un peso que en este 2020, además, ha seguido subiendo. Las ventas en este capítulo ascienden así a 1.348 millones de euros, con un aumento del 11,5% en relación a las cifras del pasado ejercicio. Si en años anteriores, el ámbito agro alimentario rondaba el 50% de todo el comercio exterior malagueño, en este ejercicio su representatividad ha aumentado hasta el 59%. El empuje del aceite de olivar, los subtropicales o la carne de porcino y la eclosión de los mercados asiáticos, con China como uno de los grandes protagonistas, explican este aumento.

Empresas como Dcoop, Aceites Málaga, Hutesa, Famadesa, Faccsa-Prolongo, Trops, Reyes Gutiérrez o Frutas Montosa son algunas de las firmas que forman el pujante grupo de firmas malagueñasque exportan en este ámbito

El segundo apartado en importancia ha sido el de bienes de equipo que, con 246,2 millones de euros, sube un 7,6%, desplazando de ese lugar al de manufacturas de consumo, que este pasado año bajó su representatividad en las cifras del comercio exterior malagueño.

A nivel nacional, el Club de Exportadores e Inversores Españoles ha reclamado a las autoridades públicas que den prioridad a las políticas de internacionalización empresarial tras publicarse este viernes los datos de las exportaciones españolas de bienes en 2020, que sumaron 261.175,5 millones de euros, un 10% menos que en el año anterior, lo que supone el peor registro interanual desde 2009.

El presidente del Club de Exportadores, Antonio Bonet, ha afirmado que en solo doce meses se ha retrocedido casi cuatro años. "Las exportaciones funcionaron muy bien entre 2010 y 2019, aunque en los últimos años se había desacelerado su crecimiento; pero la caída de las exportaciones en 2020 supone volver a niveles cercanos a los de 2016", ha añadido Bonet.

La reducción de las exportaciones de bienes en España (-10%) ha sido mayor que la del conjunto de la zona euro (-9,1%) y la de países como Alemania (-9,3%) e Italia (-9,7%), aunque ha sido menor que en Francia (-16,3%) o el Reino Unido (-14,6%).

El presidente del Club de Exportadores ha manifestado su preocupación por la competencia a corto plazo, ya que "va a ser muy alta y no parece probable que vayamos a recuperar pronto el terreno perdido".

Sin embargo, el directivo ha destacado como punto positivo el aumento de las exportaciones en casi un 1% en el mes de diciembre, lo que es "un indicio de que el sector exterior podría contribuir en 2021 a la recuperación económica de España".

En esta línea, el Club de Exportadores e Inversores ha señalado el incremento del 4,1% del número de exportadores regulares en 2020, aquellos que han exportado mercancías de forma consecutiva al menos en los últimos cuatro años, hasta situarse en 55.133 empresas.

No obstante, la asociación ha afirmado que sigue siendo una cifra relativamente pequeña si se tiene en cuenta el tamaño de la economía española y su potencial de internacionalización.

"Tan sólo 500 empresas son responsables de más del 55% del total de las exportaciones españolas de bienes", ha asegurado Bonet.