03 de junio de 2008
03.06.2008
urbanismo

Urbanismo suprime una de las torres de Martiricos y amplía el parque

03.06.2008 | 12:44
Ideas. Infografía con la nueva propuesta. Las torres se reducen de tres a dos, y se sitúan ahora junto al Guadalmedina, donde se celebra el rastrillo de los domingos.

El nuevo proyecto presentado a los vecinos sitúa dos edificios de 30 plantas en el actual rastro y una gran zona verde en la antigua Citesa. Se mantienen las 202 VPO y las 472 viviendas libres

El Ayuntamiento de Málaga ha modificado el proyecto de los rascacielos que tenía previstos en Martiricos, sobre la antigua Citesa. La nueva propuesta, que fue presentada ayer por la tarde a los vecinos de la zona y alegantes contra el proyecto original, busca ampliar la zona verde y reducir el impacto de las torres, que las aleja de los edificios de viviendas actuales.

Ahora, y al revés que la propuesta recogida en la modificación del PGOU en marcha, los grandes edificios se trasladan al margen del río Guadalmedina (donde actualmente se instala el rastro los domingos), mientras que el parque se proyecta sobre los antiguos terrenos de Citesa.

El remodelado proyecto, que fue presentado por el concejal de Urbanismo, Manuel Díaz, consigue así "que el centro de la ordenación sea la zona verde pública", que aumenta su superficie pasando a tener 28.000 metros cuadrados. Las parcelas de equipamiento -con unos 9.000 metros- y un edificio destinado a VPO que sustituye a los tres previstos (aunque manteniendo el número de viviendas protegidas) rodearán el parque.

Según explicó el propio Ayuntamiento, los tres edificios residenciales de renta libre y de oficinas de 20 plantas que se incluían en el proyecto inicial se cambian ahora por dos (aunque aumentan a 30 plantas su altura), "al objeto de liberar mayor superficie de suelo para plazas peatonales, manteniendo la misma superficie construida prevista en la aprobación inicial y reubicándose al borde del río".

Díaz señaló que, de esta forma, se cumple el compromiso municipal de reunirse con los vecinos "para explicarles el proyecto y atender en la medida de lo posible sus alegaciones".

El Ayuntamiento sostiene que la propuesta mantiene "idénticos objetivos de cambio de uso y recualificación urbana" respecto a lo aprobado inicialmente en el PGOU. La solución planteada responde a diversos ensayos encaminados a enfatizar la "singularidad" de este espacio urbano, dando "mayor protagonismo" al espacio destinado a parque público y mejorando la "permeabilidad visual" desde la fachada de los actuales edificios de la avenida del Doctor Marañón.

Adiós a Citesa. Por último, los usos terciarios -áreas de comercios y servicios- se situarán en un único edificio exclusivo cuya altura no será superior a las 7 plantas, y que se ubicará frente al estadio de La Rosaleda.

El Consistorio asegura que el nuevo proyecto las superficies construidas y el número de viviendas libres y de VPO aprobadas inicialmente: 202 viviendas protegidas y 472 viviendas de residencial libre.

Cabe recordar que en la revisión del PGOU aprobada inicialmente, se planteaba el desmantelamiento de las instalaciones industriales de Citesa para adecuar el uso del suelo a la nueva situación urbana del barrio, con zonas verdes, espacios peatonales, láminas de agua y zonas de sombras.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp