El sindicato UGT ha pedido a las instituciones públicas que promocionen la instalación de paneles solares fotovoltaicos y proyectos de energías renovables para reflotar la empresa malagueña Isofotón, dedicada a la fabricación de estas placas y sometida a un segundo ERTE que afecta a 700 personas.

En una reunión con el presidente de la Diputación Provincial, Salvador Pendón, el secretario general de la Federación de Industrias y Afines de UGT Málaga, Enrique Márquez, ha explicado la necesidad de que los organismos públicos apuesten por este tipo de energía y dar trabajo así a la firma, cuyo segundo Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) finaliza en marzo de 2010.

El secretario general de la sección sindical de UGT en la compañía, Juan Herrera, ha trasladado a Pendón que, en estos momentos, "el objetivo es fortalecer la posición competitiva de Isofotón, su viabilidad y el mantenimiento del empleo" y le ha pedido que promocione entre los municipios los paneles solares.

El presidente de la Diputación Provincial se ha comprometido a organizar una reunión con el diputado responsable del Instituto Provincial de la Energía "con la finalidad de intentar buscar una solución al problema de Isofotón", ha informado hoy la central sindical en un comunicado.

Además, los dirigentes sindicales han alertado de que, una vez termine el segundo ERTE, "la dirección de la empresa puede optar por despedir a trabajadores" y ha añadido que la fecha en la que termina este expediente "es un período de vacas flacas para el sector", por lo que la opción del despido es más probable.