19 de mayo de 2010
19.05.2010
Turismo

IU exige frenar la caída de empleo turístico en la Costa

Reclaman que se convoque una mesa de diálogo social con el sector para frenar los ERE invernales en los hoteles, a su juicio injustificados

19.05.2010 | 03:41
El coordinador provincial de IU, José Antonio Castro.

El coordinador provincial de Izquierda Unida, José Antonio Castro, informó ayer de que su formación emprenderá movilizaciones si la Junta de Andalucía no convoca una Mesa de Diálogo Social que frene el desempleo en el sector turístico. Así, señaló que existe una preocupación cada vez mayor por la situación actual de la industria, la más importante de la provincia, pero a la que, dijo, la administración no cuida: "Hay una actitud laxa y despreocupada".
Castro dijo que se ha presentado una proposición no de ley al Pleno del Parlamento andaluz para que se constituya una mesa acordada con el anterior consejero de Empleo, Antonio Fernández. En este punto, criticó al actual responsable de esta cartera, Manuel Recio, de quien dijo que "ni entiende ni conoce nada que tenga que ver con pérdida de empleo en la Costa del Sol".
A su juicio, Recio "da la callada por respuesta" y no da un paso adelante para constituir una herramienta en la que estarían presentes las consejerías implicadas, las asociaciones de empresarios representativas y los sindicatos CCOO y UGT "para consensuar un análisis de la situación actual y un plan de viabilidad de la planta hotelera andaluza".
Además de la proposición no de ley, Castro indicó que se presentará una moción en la Diputación de Málaga así como en todos los ayuntamientos de la Costa del Sol, "donde la situación es muy caliente". La coalición "presionará" para que se convoque esta mesa, y de lo contrario, "verá qué acciones realiza". "La administración debe velar de una vez por estos trabajadores, sin los cuales no se llega a la calidad y al prestigio de la Costa del Sol", sentenció.
"Queremos una hoja de ruta como la marcada por el ex consejero de Empleo, que compartía el análisis de IU y de los sindicatos de que hay una ofensiva injustificada para cambiar el modelo hacia la temporalidad y que no se erosione la cuenta de resultados de los hoteles", aseveró.
En los 10 primeros meses de 2008 y 2009, si se comparan, se aprecia un descenso de 16.178 empleos de los 188.681 del sector hostelero en Andalucía, de los que más de 33.000 corresponden a hoteles. De enero a octubre del pasado año se perdieron 3.359 puestos de trabajo, de los que 2.255 corresponden a Málaga, lo que supone el 64% del empleo perdido en toda la región, señaló el portavoz de Turismo de IU en la Cámara andaluza. A ello se une un incremento del cierre de hoteles en invierno, reduciendo, por tanto, los meses de apertura "alegando falta de clientes". En Málaga esta realidad es "más drástica", con una veintena de expedientes de regulación o de suspensión que afectan a 2.000 empleos.
Ayer mismo, el delegado provincial de Empleo de la Junta de Andalucía, Juan Carlos Lomeña, consideró la posibilidad de la mesa pero precisó que "son los propios empresarios los que tienen que llevar a cabo la salida de la hostelería y no la Administración pública".
"Los empresarios tienen que hacer un esfuerzo: gestionar correctamente sus empresas, generar plusvalías para ellos y mantener el empleo", dijo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook