08 de junio de 2010
08.06.2010
Urbanismo

El alcalde insiste en una recompensa por Arraijanal

De la Torre fue ayer claro al afirmar que "de ello depende la aprobación del PGOU"

08.06.2010 | 07:00
Los polémicos terrenos de Arraijanal con el mar al fondo .

El Ayuntamiento de Málaga mantiene como condición obligatoria el que la administración autónoma compense a la ciudad por la inclusión en el PGOU de los suelos de Arraijanal como sistema general, lo que permitiría construir un parque metropolitano.
El alcalde Francisco de la Torre fue ayer claro al respecto al señalar que «es totalmente lógico» y que «de ello depende la aprobación del PGOU».
El pasado viernes el concejal de Urbanismo, Manuel Díaz explicó que Junta y Ayuntamiento tenían casi ultimado el documento del PGOU donde la Junta compensaba «técnicamente» al Ayuntamiento con mayor edificabilidad en algunos suelos y con amnistiar otras zonas residenciales que en principio habían sido rechazado, a cambio de que el PGOU encajase los suelos de Arraijanal como sistema general. El concejal dejó abierta la posibilidad de que el Ayuntamiento se conformase con eso y no exigiese otras compensaciones reclamadas hasta entonces. Es decir, las famosas contrapartidas que la Junta tendría que ofrecer a la ciudad a cambio de ahorrarse el coste de las expropiaciones a los propietarios de Arraijanal.
Pero el alcalde dejó ayer claro que el Ayuntamiento mantiene la exigencia de esas contrapartidas pues «de ello depende la aprobación del PGOU». Afirmó que «es nuestra voluntad» la aprobación del PGOU, pero «también depende de la voluntad de la Junta».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook