16 de julio de 2010
16.07.2010
Sucesos

Tres acusados por un accidente laboral donde murió un obrero

Se trata de el administrador de una empresa y dos arquitectos en relación con el siniestro laboral

16.07.2010 | 17:29

La Fiscalía de Málaga ha realizado escrito de acusación contra el administrador único de una empresa y dos arquitectos en relación con el accidente laboral que sufrió un trabajador, quien falleció tras dos meses en coma, al caer por el hueco de una escalera desde una altura de siete metros.

La acusación pública señala que el responsable de la empresa, cuya sociedad se dedicaba a la gestión y arrendamiento de fincas rústicas, servicios agrícolas en general y venta de productos fitosanitarios y maquinaria agrícola, decidió en julio de 2005 realizar la reforma de una vivienda rural en la localidad malagueña de Archidona.

Para ello, según el fiscal, encargó la realización del proyecto básico y de ejecución a los otros dos acusados, uno arquitecto y otro arquitecto técnico, y decidió que la sociedad que representaba actuara con la doble condición de promotora y contratista principal, aunque contrató otros trabajos con otras sociedades.

Así, explica el ministerio público en su escrito, al que tuvo acceso Europa Press, las obras comenzaron en septiembre y el promotor se encargó de la vigilancia y control de las actuaciones como encargado o jefe de obras; mientras que los otros dos asumieron la dirección de obra y de ejecución material de la misma.

Hasta junio de 2006, según las conclusiones iniciales, los trabajos se desarrollaron sin designación de coordinador de seguridad "y sin que tampoco se hubiera elaborado el correspondiente plan de seguridad". Además, se apunta que el trabajador lesionado no había recibido antes "formación ni información sobre los riesgos".

El accidente fue el día 1. El empleado estaba con otro trabajador en la segunda planta, a siete metros de altura, preparando materiales para la instalación de vigas metálicas de soportes de la cubierta, por lo que estaban cerca del hueco de la escalera, que estaba "sin cubrir y carente de barandillas".

Además, el trabajador "no había sido provisto de cinturón de seguridad" y en un momento en que iba a darle unos materiales al compañero "se retiró hacia atrás cayendo por el hueco de la escalera hasta el suelo", lo que le provocó un politraumatismo grave, por el que falleció en agosto tras haber estado en coma desde el accidente.

Para el fiscal, el administrador de la empresa "no proporcionó medios de protección individual" al trabajador "a pesar de que realizaría tareas en altura" y, además, "permitió que comenzara su trabajo sin previamente formarle y no le impartió instrucciones claras y precisas para que realizara sus labores de forma segura".

El ministerio público sostiene que los otros dos acusados "desatendieron la obra que dirigían y sabiendo que la misma carecía de coordinador de seguridad no exigieron la existencia de un plan de seguridad y tampoco suplieron la falta del mismo impartiendo instrucciones concretas sobre los métodos de trabajo".

La Fiscalía acusa a los tres hombres de un delito de homicidio imprudente y de otro contra la seguridad de los trabajadores, por lo que pide en total 28 meses de prisión y multa de 8.100 euros para cada uno. Además, como indemnización, solicita 281.000 euros para los familiares del fallecido.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp



Enlaces recomendados: Premios Cine