30 de julio de 2010
30.07.2010

Javier Ojeda: "Los músicos no merecemos lo que le está pasando a la industria"

En esta situación "sólo el más pudiente o el que tiene más dinero es el que va a poder grabar, algo terrible"

29.07.2010 | 18:06

El cantante Javier Ojeda, vocalista de Danza Invisible, ha asegurado hoy que los músicos "no merecen lo que le está pasando a la industria musical", porque son "los últimos culpables" de una situación en la que "sólo el más pudiente o el que tiene más dinero es el que va a poder grabar, algo terrible".

"Lo que se suponía que iba a ser el paraíso, el 'todo es igual', el 'hazlo tú mismo', se ha convertido en todo lo peor, y no es culpa sólo de la piratería, las radios tienen mucha culpa y las compañías discográficas se han equivocado de pleno", ha afirmado a Efe Ojeda, que ha sido presentado como pregonero de la Feria de Agosto de Málaga.

También ha admitido que "parte de culpa" la tienen los propios músicos, porque "muchas veces no hay un sentimiento de gremio" y tienden a ser "demasiado críticos, que está muy bien, pero a veces conviene tomar conciencia de clase".

Si Danza Invisible comenzara ahora y quisiera abrirse paso, "tendría que pedir dinero para hacer un disco y no sonaría en las emisoras comerciales, porque ahora mismo el que suena es el que más pone".

En su pregón inaugural de la Feria de Málaga, que pronunciará el 13 de agosto, habrá alguna pequeña alusión a este momento de la música, porque "es un momento de celebración y no para la denuncia", pero sí le gustaría "homenajear a los compañeros de gremio".

Esa noche estará acompañado por Danza Invisible, "porque al fin y al cabo esto es un reconocimiento para toda la banda", y ya les ha pedido que lleven una guitarra para "tocar algo, aunque no será un concierto".

"El club del alcohol", "Sabor de amor", "La estanquera del puerto", "Reina del Caribe", "Catalina" o "A este lado de la carretera" son algunos de los temas de Danza Invisible que casi se han convertido en himnos de los veranos desde los años ochenta y que podrían estar en ese recorrido musical del pregón, según Ojeda.

Aunque considera que se le "da bien" improvisar, llevará el pregón escrito, "porque la gente mira con lupa esas cosas" y no quiere que se piense que le da "poca importancia al acto".

"Casi siempre que escribo, me sale mejor lo primero que escribo. No tengo bulla, porque sé que después empezaré a rectificarlo y al final me quedaré con lo primero", ha explicado a Efe.

En el acto de presentación ha relatado cómo recibió el ofrecimiento para ser pregonero, con una llamada telefónica cuando estaba "en bici subiendo la cuesta de Churriana (una barriada de Málaga)".

"Vi una llamada que ponía 'Número retenido' y pensé que sería de Jazztel o de alguna movida de ésas raras. Pasé de cogerlo, pero después me llamaron otra vez, así, insistentes".

Al otro lado de la línea se identificó el alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, aunque Ojeda recordó cómo "hace cinco o seis años un bromista de una radio se hizo pasar por el alcalde" y se la "pegó", por lo que inicialmente su respuesta al alcalde fue "venga ya", pero cuando comprendió que no era una broma se puso "multicolor".

Este nombramiento como pregonero se suma a la reciente presentación de su libro "Una historia del pop malagueño (1960-2009)", cuya presentación fue "algo espectacular".

"Ver que en una sala había raperos, rockabillies, punkis y heavies, y encima parece que les caigo a todos bien, es francamente difícil", ha afirmado Ojeda.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp