24 de marzo de 2011
24.03.2011
Se inaugura el Museo

El Museo Thyssen, por fin

Carmen Thyssen y el alcalde de Málaga presentan la nueva pinacoteca, que espera recibir hasta 250.000 visitantes al año

24.03.2011 | 01:36
Carmen Thyssen y Francisco de la Torre presentaron ayer la colección permanente de 230 obras de la pintura española del siglo XIX que lucirán en el museo.

Por fin. El Museo Carmen Thyssen ya es una realidad que abrirá mañana sus puertas al público. Han pasado siete largos años desde que se empezó a trabajar en el antiguo Palacio Villalón y cuatro desde que Carmen Thyssen decidiera traer a Málaga una parte importante de su colección privada de cuadros de pintura española.
La presentación de la pinacoteca realizada ayer suponía el inicio de la recta final para su apertura, que hoy cumplirá su última etapa con la fiesta de presentación a la que asistirá el actor Antonio Banderas y su esposa Melanie Griffith, como confirmó ayer la propia baronesa Thyssen.

Los obreros seguirán trabajando todavía algunos días más, pero las salas de exposición permanente están terminadas y listas para recibir a los primeros visitantes, que podrán entrar de forma gratuita durante este primer fin de semana. Mientras, se irán terminando la tienda, la sala de exposiciones temporales y el edificio administrativo, a los que quedaban sólo unos retoques.

El alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, destacó ayer que esperan recibir de 200.000 a 250.000 visitantes en su primer año en funcionamiento. «No es una cifra exagerada que esperamos cumplir e incluso superar», apuntó De la Torre, quien recalcó el gran impacto económico que supondrá para el entorno y para la oferta turística: «Los visitantes van a tener que prolongar su estancia en Málaga porque se necesitan más horas para disfrutar de su oferta».

Precio de la entrada: 6 euros

De la Torre apuntó que el Ayuntamiento aportará unos 2 millones de euros anuales para financiar el mantenimiento del Museo Thyssen, aunque mostró su confianza en que las ventas de entradas (6 euros la básica), la tienda del museo y los patrocinios privados puedan reducir esta aportación municipal.

De cara a la inclusión del museo en el Registro Andaluz de Museos, el gerente del Museo Thyssen, Javier Ferrer, entregó ayer al mediodía la documentación a la Delegación de Cultura para solicitar su inclusión, que se confirmará en los próximos días.

Carmen Thyssen destacó que la selección de 230 obras que forman la colección permanente ha sido seleccionada «por su belleza, calidad y porque pertenecen a Andalucía, aunque hay otras que no son de pintores andaluces, como Sorolla, Berruguete o Regoyos».

La baronesa destacó además la sala denominada Maestros Antiguos donde se exponen piezas de artistas de los siglos XIII al XVII, que incluye una talla de Cristo de 1230 y el cuadro de Zurbarán Santa Marina (1640-1650).
Sobre la permanencia de la colección en Málaga, el acuerdo entre el Ayuntamiento y Carmen Thyssen es por 15 años, aunque ella mismo aseguró ayer que ya están trabajando para ampliar este plazo.

El museo

La pinacoteca Carmen Thyssen está compuesta por tres salas de exposición permanente, donde se muestran 230 obras de la pintura del siglo XIX español divididas, a grandes rasgos, en Paisaje Romántico y Costumbrismo; Preciosismo y Paisaje naturalista; y Fin de siglo. A éstas salas se suma la sala de Maestros antiguos y otra para exposiciones temporales, que se abrirá el 11 de abril con una muestra que lleva por título De Picasso a Tàpies. Pintura española del siglo XX en la Colección Carmen Thyssen, que mostrará 40 piezas. Además, se cuenta con un salón de actos con 100 plazas, que servirá para programar un ciclo de actividades en el museo.

Los trabajos pendientes

La presentación del Museo Thyssen sirvió para conocer las salas de exposición permanente, pero todavía hay una importante actividad de los obreros en algunas zonas que están pendientes de completar. Son los espacios de servicio para el museo y en los que no corre tanta prisa por cumplir los plazos. Ayer por la tarde se estaba completando la adecuación de la tienda del museo, que estará acabada en pocos días y preparada para abrir en breve, como la sala de exposiciones temporales, que se inaugurará el 11 de abril.

El edificio de uso administrativo, situado entre la calle Mártires y la plaza de San Ignacio, está prácticamente terminado, salvo la planta baja donde quedan algunos retoques. En pocos días se empezarán a ocupar los despachos y la Fundación se ubicará allí. El cumplimiento de estos plazos tiene su razón en el trabajo de José María Gómez Aracil, que ha coordinado eficazmente las obras desde el principio.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp