29 de diciembre de 2011
29.12.2011
La Opinión de Málaga
España:
Casos:
102.136
Fallecidos:
9.053
Recuperados:
22.647
Mundo:
Casos:
936.297
Fallecidos:
47.250
Recuperados:
194.585
Actualizado: 02-04-20 08:43h
900 metros

Comienza el bulevar que unirá los barrios del oeste de Málaga

Vera, Detea y Lasor, encargadas de ejecutar la obra, darán prioridad a la contratación de los vecinos de la zona

29.12.2011 | 06:00
El alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, echa tierra sobre la simbólica primera piedra de la urbanización de una parte de los terrenos ganados tras soterrar las vías.

Los barrios del oeste de la capital afrontan los últimos 23 meses para disponer de la primera fase del bulevar sobre las vías soterradas del tren. Serán 900 metros que beneficiarán a las barriadas de Barceló, San Andrés, Dos Hermanas y El Duende, que tienen unos accesos limitados y colapsados. Además ofrecerá una alternativa a Juan XXIII, la única gran vía norte-sur que une la zona oeste.

Ayer se puso la primera piedra del futuro bulevar sobre el terreno que antes ocupaban las vías del tren ahora soterradas. Sólo se adecuarán 900 metros de los poco más de dos kilómetros previstos, en lo que es la primera fase €disponible para noviembre de 2013€ de un proyecto a la espera de que la mejora de la situación económica para su ejecución total.

Los trabajos estarán a cargo de la unión temporal de empresas formada por Construcciones Vera, Detea y Lasor, que iniciarán las primeras actuaciones en días. El presupuesto para esta obra es de 12,2 millones de euros, que se centrarán en habilitar zonas verdes, paseos, dos carriles de circulación por sentido, una vía reservada para el transporte público y viales de servicio que den acceso a las barriadas cercanas.

El alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, fue el encargado de poner la primera piedra de esta actuación, acompañado de una representación de la corporación municipal y de los vecinos de la zona. De la Torre destacó que esta actuación permitirá «articular la ciudad», en especial la Carretera de Cádiz y la Cruz del Humilladero, que tradicionalmente han estado separadas por las vías del tren. El bulevar será «un elemento clave para la transformación de esta zona» y reiteró que la primera piedra «no es un acto simbólico», ya que los trabajos comenzarán de forma inmediata con las necesaria mediciones topográficas del terreno.

Respecto a la contratación de vecinos para esta obra, un compromiso político que había asumido el alcalde para este proyecto, afirmó que las empresas aceptaron que «conforme vayan necesitando más gente, llamarán a los vecinos de la zona y les darán preferencia». De la Torre puntualizó que el grueso del trabajo lo asumirán empleados de las constructoras adjudicatarias, pero se recurrirá a los vecinos parados para los puestos menos especializados.

El proyecto

Esta primera fase de los trabajos afectará a una superficie de 40.000 metros cuadrados, de los que 14.210 metros cuadrados serán para paseo, 4.187 metros para jardines, un carril bici de 453 metros de longitud y 450 metros cuadrados para aparcamientos, entre otros equipamientos.
No obstante, uno de los aspectos más demandados y que será la primera actuación que se acometerá es la construcción un cajón de drenaje con capacidad para desaguar 10.000 litros por segundo. El objetivo es evitar inundaciones como las sufridas en Dos Hermanas en enero de 2010 por la falta de una salida adecuada para el agua de lluvia.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook