10 de abril de 2012
10.04.2012
Instituto Municipal de la Vivienda

El IMV gastará 200.000 euros en los desperfectos de un bloque de 84 VPO en Soliva

La empresa constructora entró en quiebra y dejó un rosario de trabajos no terminados y deficiencias en zonas comunes y en muchas viviendas

10.04.2012 | 07:00
Las persianas en mal estado es uno de los defectos más comunes en esta promoción .

El Instituto Municipal de la Vivienda (IMV) del Ayuntamiento de Málaga deberá hacer frente a la terminación de las obras de un bloque de 84 viviendas en la calle Félix Gancedo, en Soliva, e igualmente a los graves y numerosos desperfectos aparecidos tras la entrega de llaves en numerosas viviendas, tal y como señalan los escritos de decenas de vecinos que fueron remitidos al IMV y que fueron posteriormente verificados por técnicos del organismo municipal.

El IMV, en la reunión de su consejo rector de hoy martes, deberá aprobar un gasto de casi 200.000 euros para hacer frente al pago de la reparación de todos los desperfectos aparecidos, así como para la terminación de diversos trabajos que no fueron rematados por la empresa constructora.

Una de las causas de esta situación, que ha supuestos serios contratiempos para los vecinos, es que la empresa constructora a la que el IMV adjudicó la construcción de las 84 viviendas, Rayet Construcción, se encuentra en estado de insolvencia por lo que ha entrado en concurso voluntario de acreedores y no ha hecho frente a las reclamaciones que le ha venido exigiendo el IMV. Rayet Construcción obtuvo la adjudicación de las obras de estas 84 viviendas por un coste de 6.400.477 euros.

El IMV ha tenido que hacer frente ya a las obras de terminación de los trabajos que se quedaron incompletos, especialmente en zonas comunes, jardín, y en las instalaciones generales de fontanería, electricidad, o albañilería. Ahora está en la fase de reparación de los desperfectos encontrados por los vecinos en sus viviendas.

La lista de estos fallos y defectos encontrados y denunciados por los vecinos una vez que ocuparon sus viviendas es larga. Los vecinos hablan de grietas en las paredes de habitaciones; de puertas que no cierran; falta de grifería, humedades en paredes; persianas deterioradas; desperfectos en los alicatados de los baños y en los suelos, armarios defectuosos, enchufes mal colocados y otras. Las humedades y las grietas son los desperfectos más comunes a todos los vecinos.

El IMV por su parte ya ha debido hacer frente a trabajos de reparación en zonas comunes como el enfoscados de paredes, terminación de los trabajos de electricidad en garajes y algunos portales, reparación de humedades o pintar zonas que estaban descubiertas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp



Enlaces recomendados: Premios Cine