22 de abril de 2012
22.04.2012
La ordenanza contempla la retirada de sillas

El Ayuntamiento quiere resolver el exceso de terrazas antes del verano

Comercio plantea visitas individuales para encauzar la ocupación antes de tomar medidas más duras

22.04.2012 | 07:00
El área de Comercio quiere controlar la ocupación de las terrazas antes del inicio de la temporada estival.

La ordenanza actual contempla la retirada de sillas y tribunas, aunque se reserva como última medida.

El Ayuntamiento se ha marcado el inicio del verano como fecha tope para resolver el exceso de ocupación de las terrazas de los bares, como explicó la delegada municipal de Promoción Empresarial, Esther Molina, quien adelantó que realizarán una campaña de visitas individuales a los establecimientos para acordar la adaptación a la legalidad.

«Vamos a ir uno a uno, buscando la colaboración de cada establecimiento para encauzar la situación», explicó Molina, quien mostró su intención de que el comienzo de la temporada veraniega coincida con un mayor orden en la ocupación de la vía pública.

La delegada de Promoción Empresarial insistió en que la apuesta del Ayuntamiento es mantener las terrazas, pero siempre «con sentido común y disciplina». Así, demandó la necesidad de una «buena convivencia» entre las terrazas y la vida ciudadana.

El objetivo es conseguir la regularización de las terrazas para el verano. A partir de ese momento se adoptarán medidas «más contundentes», como adelanta Esther Molina, quien no descarta que se recurra a la retirada de las terrazas «como solución última». «La ordenanza actual ya contempla esta posibilidad, aunque preferimos que haya colaboración de los propietarios», insistió la delegada municipal de Promoción Empresarial, quien recordó que la retirada de mesas y sillas de los establecimientos infractores ya se realiza en otros municipios.

Actualmente el área de Comercio tiene en marcha 118 expedientes sancionadores por ocupación excesiva de las terrazas. El procedimiento que sigue la tramitación de las multas sigue dos vías. Primero se le cobra una liquidación de la tasa de ocupación equivalente los metros que ha ocupado por encima del permiso concedido. De forma paralela, el expediente se traslada a Gestrisam, que está actualmente tramitando las sanciones previstas en la ordenanza y que pueden alcanzar los 3.000 euros.

La mayor parte de los expedientes infractores corresponden a establecimientos hosteleros situados en Teatinos, Centro Histórico, Pedregalejo y El Palo, que coinciden con las zonas de mayor concentración.

Uno de los instrumentos que está utilizando el Ayuntamiento para ordenar la ocupación de la calle son los planes de aprovechamiento, con los que busca consensuar con los establecimientos de una calle el cumplimiento de las licencias. Actualmente se han aplicado en algunas calles del Centro y está en conversiones para El Palo, Pedregalejo y La Malagueta.

Consenso y mayor control en la calle. El Ayuntamiento de Málaga ha elaborado cinco planes de aprovechamiento en otras tantas calles del Centro Histórico, con el objetivo de controlar la ocupación de las terrazas. Las calles Bolsa, Strachan, la plaza de las Flores, Uncibay y la plaza de la Merced son las vías que cuentan con un plan cerrado con los empresarios, delimitando los espacios de las terrazas.

Está en desarrollo un sexto plan en La Malagueta y se está hablando con los empresarios de Pedregalejo y El Palo. Además, el Ayuntamiento tiene pendiente de adjudicar un concurso convocado en verano para realizar planos y controlar el cumplimiento de la ordenanza de Ocupación de la Vía Pública, tanto en venta ambulante y atracciones, como las mesas y sillas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp



Enlaces recomendados: Premios Cine