07 de junio de 2012
07.06.2012
CGPJ

Málaga y Marbella no confirman las fechas de las visitas de Dívar

En la capital afirman que el alcalde se vio con Dívar en dos ocasiones, pero sin confirmar las fechas

07.06.2012 | 02:31
José Godino y Carlos Dívar en unas jornadas en Málaga en 2011.

Los ayuntamientos de Málaga y de Marbella confirmaron ayer que sus máximos responsables, la alcaldesa Ángeles Muñoz y el alcalde Francisco de la Torre, tuvieron «encuentros» con el presidente del Consejo General del Poder Judicial, Carlos Dívar, aunque ni uno ni otro supieron concretar las fechas.

Según publicó ayer el periódico El País, Dívar aseguró a la Fiscalía General del Estado que estuvo en Málaga entre los días 3 y 7 de febrero de 2011 para tratar con el alcalde, Francisco de la Torre, en dos ocasiones sobre la saturación de los juzgados de lo Mercantil de la ciudad debido a las numerosas quiebras empresariales que se producían como consecuencia de la crisis económica. En el caso de Marbella, Dívar justificó los gastos de un viaje a este municipio entre los días 24 y 27 de junio de 2011 para asistir a un «acto oficial organizado por el Ayuntamiento».

Fuentes oficiales del Consistorio de la capital de la provincia informaron ayer de que los encuentros entre el regidor malagueño y el presidente del CGPJ y del Tribunal Supremo se celebraron en la capital malagueña, aunque no pudieron asegurar que se produjeran entre el 3 y 7 de febrero de 2011, a pesar de haber consultado la agenda del alcalde, que ayer se encontraba en Madrid en su calidad de senador por Málaga.
Antes de esa fecha, el alcalde de Málaga se había dirigido por carta a Dívar para plantearle el problema de los juzgados de lo mercantil, y «obtuvo respuesta», aseguraron las fuentes.

Marbella. En Marbella, por su parte, la regidora confirmó que estuvo en un acto público con el presidente del CGPJ y del Tribunal Supremo en verano de 2011, del que recuerda incluso que habló con él, aunque no concretó que la fecha en la que se produjo el encuentro fuera entre el 24 y el 27 de junio. Al margen de esta confirmación, nadie le ha visto. O, al menos, nadie reconoce haber compartido mesa de trabajo y, casi ni de descanso, con el presidente del CGPJ, Carlos Dívar. Aunque fuentes municipales apuntan a que vieron al presidente del CGPJ en una misa celebrada en junio del año pasado.

El Ayuntamiento de Marbella colabora o participa mensualmente en más de 200 eventos. Fuentes municipales señalaron que no podrían ubicarle con certeza en ninguno de los organizados por el Consistorio. De los demás, en los que colabora pero no organiza, no tienen constancia ni registro.

No es la única institución que, por omisión, niega su presencia en Málaga. En la propia Ciudad de la Justicia tampoco suena la presencia de Dívar, según las fuentes consultadas por La Opinión de Málaga. Es más, en las mismas fechas que dijo Dívar haberse reunido con Francisco de la Torre, cinco vocales del CGPJ visitaron los juzgados malagueños para tratar la saturación de las salas. Esos cinco vocales, publica El País, no tienen constancia de la presencia de Dívar en la ciudad.

Dívar, al que le acusan de usar 12.996 euros de la caja común para pagarse fines de semana privados en Puerto Banús y tomarse días libres dentro de su calendario laborable, asegura haber asistido a eventos como representante de los 4.500 jueces españoles. Fueron desplazamientos oficiales.

«Que hagan lo que quieran los vocales». El presidente del Consejo General del Poder Judicial y del Tribunal Supremo, Carlos Dívar, reiteró que no piensa dimitir porque sería reconocer su culpabilidad y ha restado importancia al anuncio de tres vocales del CGPJ que han pedido explicar en sede parlamentaria sus gastos desde el principio de su mandato. «Que hagan lo que quieran», declaró sobre los vocales Margarita Robles, Inmaculada Montalbán y Félix Azón (que pidieron su dimisión) tras su solicitud para comparecer voluntariamente ante el Congreso y el Senado.

Dívar reiteró que la dimisión es algo que no se le pasa por la cabeza porque, en su opinión, dimitir supondría reconocer que ha tenido «una culpabilidad, cuando esto no es así». En este sentido, defendió que sus gastos «están justificados y son una miseria». En cualquier caso, indicó que no entra en sus planes comparecer de manera voluntaria ante el Parlamento para explicar sus gastos al frente de este órgano.

El ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, eludió ayer hablar sobre Dívar, al señalar que no puede hacerlo mientras esté pendiente una resolución del Tribunal Supremo sobre el caso.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp



Enlaces recomendados: Premios Cine