22 de julio de 2014
22.07.2014
La Opinión de Málaga
España:
Casos:
124.736
Fallecidos:
11.744
Recuperados:
34.219
Mundo:
Casos:
1.119.744
Fallecidos:
59.245
Recuperados:
229.338
Actualizado: 04-04-20 11:40h
Transporte

Soliva tendrá servicio de autobús de la EMT a comienzos de septiembre

Esta semana comienzan las obras para adaptar el acceso por la calle Félix Gancedo a los autobuses

22.07.2014 | 05:00
Esta semana comienzan las obras para adaptar el acceso por la calle Félix Gancedo a los autobuses

Soliva dejará de estar tan apartada del resto de la ciudad a principios de septiembre. Será entonces cuando la EMT ponga en servicio la extensión de la línea 23 por dentro de la barriada, incorporando seis nuevas paradas y ofreciendo una mayor cercanías a este sistema de transporte.

Antes de que los autobuses empiecen a circular por Soliva, el Ayuntamiento de Málaga acometerá una pequeña modificación del acceso a la barriada desde la avenida Navarro Ledesma, incorporando un cruce semafórico nuevo en la esquina con la calle Félix Gancedo, donde se hará el acceso y la salida de los autobuses para circular por las calles interiores de la barriada.

El nuevo recorrido de la línea 23 incluye la subida por la calle Félix Gancedo, para seguir por Senador Fernández Pelegrina y Antonio Soler, para incorporarse de nuevo a Navarro Ledesma en la rotonda que hay en la confluencia de estas dos vías.

Este nuevo trazado permite ofrecer seis nuevas paradas para el recorrido de la línea 23, tres por sentido. Dos de ellas son de nueva creación y las otras cuatro ya existían pero se trasladan desde su ubicación actual en el tramo de Navarro Ledesma por el que se deja de pasar. Así habrá dos paradas en Félix Gancedo, una en la calle Catedrático Cristóbal Cuevas y otras tres en la avenida Escritor Antonio Soler, dos en dirección a Parcemasa –final de la línea– y otra en dirección Málaga. Las paradas han sido consensuadas con los representantes vecinales.

El alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, que ayer acudió a Soliva a conocer los detalles del proyecto, destacó que la intención de la EMT es mantener la actual frecuencia de paso de la línea 23, con un autobús cada 30 minutos, pese al incremento del trazado.

La puesta en marcha de esta ampliación requerirá acometer una serie de pequeñas obras de adaptación del viario antes de su entrada en servicio. Los trabajos comenzaron ayer y terminarán a finales de agosto, consistiendo en la instalación de las nuevas paradas y en un cruce semafórico en la esquina de la avenida Navarro Ledesma con la calle Félix Gancedo.

Estas obras permitirán dar seguridad a la entrada y salida de autobuses por Navarro Ledesma, con tres semáforos que regularán el tráfico en los dos sentidos de esta avenida y en la calle Félix Gancedo. El concejal de Movilidad, Raúl López, destacó que ofrece más eficacia que la instalación de badenes, como se contempló inicialmente.

Esta actuación tiene un importe de 24.000 euros para la obra civil de las canalizaciones, a los que hay que sumar otros 60.000 euros para la instalación de los semáforos. Queda por determinar el coste que tendrá para la EMT en combustible la ampliación de este tramo del trazado de la línea 23 y su impacto en el crecimiento de los usuarios, que rondan los 800.000 al año.

El objetivo es ganar usuarios con esta modificación de la línea 23, al acercar el trazado del autobús a la parte central de la barriada y dar servicio a toda la zona norte de Soliva, que hasta ahora se quedaba a más de 500 metros de la parada más cercana.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas