17 de noviembre de 2016
17.11.2016
Justicia

Un juzgado de Violencia se comunica con la policía por correo certificado

CSIF y STAJ denuncian problemas en la conexión entre faxes, pero la Junta ya ha pedido otras líneas

17.11.2016 | 05:00
Una imagen de la Ciudad de la Justicia.

Preocupación en los juzgados de lo Penal números 12, 13 y 14, especializados los dos primeros en Violencia sobre la Mujer, porque según denunciaron los sindicatos CSIF y STAJ al cambiar de servicio ha habido problemas con la comunicación por fax entre estos órganos y las comisarías de la Policía Nacional en toda la provincia, un auténtico problema porque es por esa vía por la que se comunican, por ejemplo, las órdenes de alejamiento.

Fuentes de uno de los juzgados indicaron que con la compañía anterior «mandábamos y recibíamos faxes de maravilla, pero ahora la velocidad es mínima y los faxes de la Policía Nacional tienen más capacidad. Estamos mandado los documentos a la policía por correo certificado con acuse de recibo y tardan tres días mínimo en recibirlos».

Esto afecta a comunicaciones importantes tales como la colocación de pulseras, la activación de medidas, la ejecución de la prisión para el perjudicado, las buscas y capturas, etcétera. CSIF ya ha solicitado que esta situación se arregle lo antes posible.

El sindicato STAJ también fue avisado por los funcionarios de los problemas existentes en las comunicaciones. «Los faxes no les entran y es un problema. Están así desde hace un mes más o menos», explica el secretario provincial, Juan Antonio Luque, quien ya ha pedido que se conecte a los juzgados con la Policía Nacional vía LexNet.

De cualquier forma, la respuesta de la Junta ha sido rápida. Ya ha cambiado todas las fotocopiadoras y faxes del edificio, pero aún se desconoce por qué no se logra que los faxes de esos juzgados lleguen a la policía, por lo que se ha optado por solicitar otras líneas «para que todo se pueda conectar».

«Estamos preocupados, pero hoy los juzgados y la policía están en continuo contacto, sobre todo por teléfono y también existe el correo electrónico. La línea contratada ahora, que ha salido a concurso público, no tiene por qué ser de peor calidad. De cualquier forma, está el problema y en breve debe arreglarse. En miles de faxes y nuevos equipos, estamos teniendo problemas en tres, pero estamos ya en vías de solución», explicaron fuentes autonómicas.

De cualquier forma, las fuentes judiciales consultadas insistieron en la necesidad de que el problema se arregle lo antes posible, «porque en los juzgados vamos muy lentos y en la policía se va muy rápido. Cuando hay un cambio en el grado de peligro que sufre una mujer debe comunicarse al instante, por eso lo que está ocurriendo es un problema», precisan estas fuentes, que trasladaron el problema a los sindicatos CSIF y STAJ con el fin de solucionarlo rápidamente.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook