30 de enero de 2017
30.01.2017
Sanidad

Cirujanos del Hospital Regional utilizan nuevas endoprótesis para reparar aneurismas de la aorta

Hasta la fecha, los cuatro pacientes que han sido intervenidos con esta técnica, están asintomáticos y gozando de una buena calidad de vida

30.01.2017 | 17:07

Profesionales de la Unidad de Gestión Clínica de Corazón y Patología Vascular del Hospital Regional Universitario de Málaga han estado utilizando desde hace un par de años nuevas prótesis vasculares mejoradas, más flexibles y anatómicas, para la reparación quirúrgica de aneurismas (dilataciones) de la aorta.

Hasta la fecha, los cuatro pacientes -de entre 45 y 67 años- que han sido intervenidos con esta técnica, están asintomáticos y gozando de una buena calidad de vida. Esta nueva técnica combina la cirugía convencional abierta con la cirugía endovascular mediante la introducción en el interior de la aorta de una prótesis sintética, mejorada -conocida como "trompa de elefante"-, que se adapta perfectamente a la estructura de la aorta y reproduce la funcionalidad de la misma.

Su aplicación en cirugía cardiaca, según han informado en un comunicado, está indicada en pacientes con aneurisma de la aorta ascendente, que se extiende al arco y aorta descendente. La cirugía se realiza con circulación extracorpórea, manteniendo una hipotermia controlada entre 18 y 25 grados, para proteger la circulación en el cerebro.

Esta técnica consigue unos resultados quirúrgicos satisfactorios, con la reparación de las lesiones de la aorta en su totalidad, así como una disminución de los tiempos de cirugía y de complicaciones graves, como el sangrado.

Esta prótesis, que se introduce en el interior de la aorta descendente, permite restablecer la circulación en el territorio arterial, reemplazando totalmente el vaso afectado, ajustándose perfectamente a la estructura del arco de la aorta. La correcta posición de la endoprótesis y la permeabilidad de los injertos se confirman con un escáner de control.

Hasta la llegada de esta nueva endoprótesis, las anteriores, también sintéticas, tenían muchos efectos secundarios al no adaptarse de forma total a la estructura de la aorta dañada, siendo mucho más reducido el número de pacientes a los que podía beneficiar.

La reparación quirúrgica de la dilatación de la aorta siempre ha sido un desafío terapéutico por la complejidad que conlleva y las complicaciones posquirúrgicas; sin embargo, para el jefe de sección de Cirugía Cardiovascular del Hospital Regional, Fernando Calleja, "la incorporación, desde hace unos años, de procedimientos endovasculares ha permitido una mejora importante de los resultados, ampliando las opciones terapéuticas para los pacientes y facilitando la técnica a los cirujanos".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp



Enlaces recomendados: Premios Cine