24 de julio de 2018
24.07.2018
Arqueología

Encuentran varias tumbas en un solar de la calle Postigos

El hallazgo se ha producido durante una cata arqueológica todavía en marcha. La Junta baraja que pertenezcan a un convento vecino

24.07.2018 | 05:00
Aspecto general de la parcela con la excavación arqueológica, el pasado viernes.

La cata arqueológica en un solar de la calle Postigos, 41, que hace esquina con la Cruz del Molinillo, ha desvelado los restos de unos enterramientos y la aparición de varios esqueletos.

A simple vista, desde las casas vecinas se aprecian los restos de seis esqueletos, no todos completos, aunque el número podría variar. También se ven los muros de posibles habitaciones en las que se encontrarían estas tumbas.

Los restos arqueológicos se han localizado en el solar en el que la inmobiliaria Serprocol tiene proyectado el edificio San Telmo, 34 viviendas en una parcela de unos mil metros cuadrados, según el Catastro, que llevaba entre 8 y 9 años sin uso, después del derribo de seis viviendas de dos plantas construidas de forma escalonada en el lateral de la calle Postigos, comunicadas con una escalera de piedra.

Aunque la inmobiliaria no pudo ayer aportar datos a este diario, fuentes oficiales de la Junta de Andalucía declararon que todavía no existe un informe arqueológico «puesto que la actividad está en curso». En todo caso, inspectores de la Consejería de Cultura, que vigila la obra, ya han visitado los restos.


De cualquier forma, y aunque la Junta señala que todavía se ignora su procedencia, la hipótesis que baraja es que las tumbas tuvieran relación «con un antiguo convento que había en la zona». El más próximo era el de las monjas dominicas de El Ángel, incendiado en 1931, pero el profesor Francisco Rodríguez Marín precisó ayer que el cementerio de este convento estaba «dentro de sus muros» y no en la parcela excavada.

Por otra parte, la zona en la que se han localizado estas tumbas coincide con el límite del arrabal de Fontanalla o Fontanella, uno de los dos con los que contaba la Málaga musulmana. De hecho, la muralla de este arrabal pasaba por la acera de los números impares de la calle Frailes, continuaba por Refino y bajaba por la calle Postigos, hasta torcer por la calle Cruz del Molinillo y continuar hacia La Goleta por la calle Gigantes.

Otras fuentes consultadas también señalan que por su emplazamiento a extramuros y muy cerca del Camino de Casabermeja podría tratarse de restos de la época romana. La finalización de los trabajos arqueológicos despejará las dudas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp