El PSOE pedirá a través de una moción que lleva al pleno del jueves que las plantillas de empresas que resulten adjudicatarias de servicios municipales cobren sus salarios según el convenio del sector, garantizando así sus derechos laborales y la extinción de la precariedad al menos bajo el paraguas de la Administración Local. También reclaman los socialistas que se apliquen a la mayor brevedad las medidas necesarias para garantizar que el personal de dependencia reciba un mínimo del 75% del importe por hora que abona la Junta, lo que supondrá que pase a percibir una media de 9,75 euros por hora trabajada frente a los cinco actuales.

Daniel Pérez, portavoz del PSOE, señaló ayer que el servicio de ayuda a domicilio en Andalucía es uno de los recursos más importantes de la comunidad. «Debemos ser conscientes de que detrás hay muchas personas que lo hacen posible, en su mayoría mujeres», señaló, por lo que hay que trabajar en mejorar la calidad y condiciones de trabajo. «Dentro de la financiación del servicio de ayuda a domicilio y los convenios con las corporaciones locales es necesario desarrollar la normativa para que un mínimo del 75% del precio por hora repercuta en los salarios de los profesionales», dijo.

En Andalucía, consta en la moción, la Junta paga 13 euros por cada hora de servicio de ayuda a domicilio, el Ayuntamiento, nueve, por lo que la plantilla recibe entre cinco y seis euros por hora. «No podemos ni debemos seguir manteniendo esta situación de precarización laboral», dijo, para añadir que, de lo que paga el Gobierno andaluz en este servicio, una media de cuatro euros no llega al mismo, siendo destinado a otros asuntos que no tienen que ver con la finalidad del convenio.

Por ello, exigió que se hagan en breve las modificaciones necesarias en los pliegos para que los profesionales de este y otros servicios reciban una remuneración justa, «como mínimo el 75% de lo que la Administración andaluza destina al Ayuntamiento, que serían 9,75 euros» por hora.

La edil Lorena Doña consideró que estos derechos e iguales medidas han de ser aplicadas en el resto de trabajos subcontratados por el Ayuntamiento. «Tenemos la obligación de velar por que los trabajadores tengan unos sueldos dignos y eliminar la precariedad laboral que existe bajo el paraguas de las contrataciones municipales. Así lo venimos reclamando de la mano de las plantillas afectadas, que van desde los adscritos a la seguridad privada a las oficinas de Turismo, pasando por bibliotecas y un largo etcétera...», dijo.