29 de enero de 2019
29.01.2019
Sucesos

Detenido por abalanzarse con un hacha hacia dos trabajadores de limpieza

Los hechos tuvieron lugar en calle Góngora y en ellos, el hombre de 52 años que trató de agredirle ha sido imputado por un delito de amenazas y resistencia hacia la autoridad

29.01.2019 | 16:26
El ataque se produjo en la calle Góngora.

Un hombre de 52 años ha sido detenido por la Policía Local en Málaga por haberse abalanzado supuestamente con un hacha hacia dos trabajadores de limpieza en el portal del edificio en el que vive, motivo por el que los empleados tuvieron que marcharse del lugar.

Los hechos ocurrieron sobre las 5.50 horas del pasado viernes en un edificio ubicado en la calle Góngora, al que una mujer de 38 años y un hombre de 39 habían accedido como encargados de la limpieza del portal, según ha informado hoy la Policía en un comunicado.

Mientras realizaban sus labores, supuestamente un vecino corpulento y vestido con una bata se dirigió hacia ellos con un hacha en las manos, y les preguntó qué hacían allí y cómo habían accedido, a lo que respondieron que trabajaban en la limpieza del portal y que para ello tenían las llaves de acceso.

Pese a ello, el hombre se abalanzó hacia ellos y trató de agredirles con el hacha, por lo que se marcharon rápidamente del lugar y avisaron a la Policía Local, que averiguó el piso en el que se alojaba el presunto autor de las amenazas.

Desde detrás de la puerta respondieron dos personas que se negaban en todo momento a abrir, y el hombre manifestó "en tono muy agresivo" que acababa de tener una discusión con unas personas en el portal porque estaban robando.

Los agentes finalmente lograron convencerlo de que abriera la puerta y la mujer que le acompañaba entregó el hacha con la que se había abalanzado hacia los trabajadores.

Al hombre se le imputa, además del presunto delito de amenazas, otro de resistencia hacia los policías locales que practicaron su detención, quienes lo trasladaron a un centro hospitalario donde lo derivaron a otro para su valoración psiquiátrica.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook