16 de febrero de 2019
16.02.2019
Ayuntamiento

La oposición convoca un pleno para pedir que sean destituidos Porras y Pomares

De la Torre asegura que no hay "imputación formal ni corrupción" y que él no firmó nada con Cs que le obligue a prescindir de sus dos ediles investigados

16.02.2019 | 11:37
La oposición convoca un pleno para pedir que sean destituidos Porras y Pomares

Los grupos del PSOE, Málaga Ahora e IU-Málaga para la Gente en el Ayuntamiento de esta ciudad han convocado este sábado un pleno extraordinario para pedir la dimisión de los concejales del PP Francisco Pomares y Teresa Porras tras ser citados por un juez en calidad de investigados.

La oposición exigirá asimismo la dimisión del gerente municipal de Urbanismo, José Cardador, también citado como investigado por el juzgado de Instrucción número 8 de Málaga en las diligencias abiertas para esclarecer supuestas injerencias políticas en la tramitación de expedientes administrativos urbanísticos.

El portavoz del PSOE en el Ayuntamiento, Daniel Pérez, recuerda que el pasado pleno «debatió largo y tendido» sobre este caso y, una semana después, como «presagiaba», los tres responsables municipales «ya se encuentran investigados por una cuestión sumamente grave».

Pérez resalta que los hechos «no son ajenos a su labor en este Ayuntamiento», y que la Guardia Civil y la Fiscalía les imputan en sus escritos «los delitos de prevaricación, tráfico de influencias, falsedad documental y malversación de caudales públicos, todos ellos cometidos en el ejercicio de sus cargos».

También ha apunta que fueron «los propios funcionarios municipales los que denunciaron haber recibido una serie de injerencias en el desarrollo de su función pública» y que la situación acabó en la Fiscalía, con una denuncia que concluyó «en varios ilícitos penales muy graves».

La portavoz de Málaga Ahora, Ysabel Torralbo, señala que la ciudad «no merece tener a dos concejales investigados en el Gobierno del Ayuntamiento ni en las listas de ningún partido» y ha acusado al gerente de Urbanismo de tener «un funcionamiento nocivo».

El portavoz de IU-Málaga para la Gente, Eduardo Zorrilla, ha recordado que el pleno ya aprobó el cese de los tres investigados y ha advertido de que, si De la Torre no los destituye «inmediatamente», tendrán que «pedir la dimisión del propio alcalde».

Por su parte, el alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, asegura que «no hay ni imputación formal ni corrupción», después de que el Juzgado de Instrucción número 8 de Málaga citase este viernes a declarar como investigados a los ediles.

La citación ha provocado el aviso del portavoz municipal de Ciudadanos, Juan Cassá, para que el alcalde destituya a los ediles y al gerente de Urbanismo antes de las 12.00 horas del próximo lunes o dará por roto el acuerdo de investidura «porque ya han pasado a ser investigados».

Ante esta petición, De la Torre ha asegurado a los periodistas que no quiere «romper ningún acuerdo de investidura», pues no ha firmado ningún documento que «diga nada sobre este tema».

«Lo que se ha dicho de Cs de que yo firmé un documento donde aplicado ahora obligaría a esa destitución muéstrese, porque nada he firmado yo que hable, ni si quiera de investigación, de nada. Es un tema que no está en los documentos que he firmado», ha resaltado.

Asimismo, lamenta que desde Cs «se han permitido decir que yo no cumplo lo que firmo, pues que lo muestren». «Yo les daré el lunes los documentos que tenemos nuestros, que es el mismo que ellos firmaron, y el documento regional, que es muy claro en esta materia también, y que habla del gobierno regional y de los gobiernos locales», ha añadido.

Ciudadanos asegura que aquella exigencia de la destitución fue aceptada por el PP en un documento previo al pacto de investidura. En aquel texto se recogería literalmente el compromiso de «separar de inmediato de cualquier cargo, público o de partido, a imputados por corrupción política hasta la resolución completa del procedimiento judicial». Según fuentes de la formación naranja, el documento, en el que habrían intervenido Juan Cassá, Elías Bendodo y María Gámez antes de negociar el pacto de investidura, aceptaba ese punto. El desencuentro entre De la Torre y Cassá gira en torno, primero, a la propia existencia de ese documento, y en segundo lugar, sobre la interpretación de la terminología empleada, ya que De la Torre no admite que haya corrupción en este caso.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

La Opinión, en tu WhatsApp


Apúntate, es gratis

Toda la actualidad de Málaga, en tu móvil con nuestras alertas informativas por WhatsApp