21 de mayo de 2019
21.05.2019
Medio Ambiente

Presentan una nueva infografía del proyecto de Bosque Urbano en los antiguos terrenos de Repsol

Fue presentada el lunes durante la mesa redonda 'Bosque Urbano y ciudad sostenible', celebrada en la Biblioteca Provincial

21.05.2019 | 16:23
Los participantes de la mesa, Luis Ruiz Padrón, Rafael Arredondo, Antonio Berrocal, Paola Jiménez y Enrique Navarro.

La plataforma ciudadana Bosque Urbano Málaga presentó el lunes una nueva infografía divulgativa que plasma los beneficios de su proyecto en términos ambientales, sociales, económicos y de salud. La infografía ha sido elaborada por Antonio Berrocal, licenciado en Bellas Artes, profesor de infografía periodística en el grado de Diseño Gráfico en la universidad EADE y antiguo ilustrador e infografista del diario 'Málaga Hoy'.

Berrocal explicó durante la presentación que su objetivo ha sido "transmitir de una manera muy didáctica, y a todo tipo de públicos, informaciones y datos que sirvan para entender qué supondría la realización de un proyecto como el bosque urbano". En su elaboración, la plataforma ciudadana ha trabajado con fuentes de referencia nacional e internacional, tales como FAO Forestry, SEO BirdLife, Catmed o ISGlobal.

Antes de la presentación de la infografía se pronunciaron las tres ponencias programadas en la mesa redonda 'Bosque Urbano y ciudad sostenible'. La ambientóloga Paola Jiménez expuso el papel de las ciudades en la consecución de los Objetivos de Desarrollo Sostenible y las Agendas Urbanas. Asimismo ofreció datos sobre sostenibilidad y calidad de vida, e informó sobre la influencia de las zonas verdes en la salud de la ciudadanía. "Para incrementar la sostenibilidad urbana, deben tomarse decisiones desde la administración local", afirmó Jiménez.

https://manager.renr.es/manager/ckeditor/

A continuación, el trabajador social Rafael Arredondo, explicó cómo la participación activa de la ciudadanía en el diseño de las ciudades debe convertirse en seña de identidad de los procesos urbanísticos y abordó la necesidad de integrar e incluir a los habitantes de las ciudades en la planificación urbana. En una situación de "inequidad social como la que se vive en Málaga, el bosque urbano no es que sea necesario, es imprescindible", dijo Arredondo, que añadió: "Hay que saldar la deuda que Málaga tiene con esta parte de la ciudad después de haber soportado las instalaciones de Repsol durante tantos años".

Por último, el arquitecto y columnista de La Opinión, Luis Ruiz Padrón, explicó cómo la presencia de los terrenos liberados por Repsol constituyen una oportunidad única para compensar la insuficiencia de equipamientos y espacios libres en los distritos de Cruz de Humilladero y Carretera de Cádiz. Asimismo, mostró actuaciones realizadas por diferentes ayuntamientos para materializar espacios libres de alta calidad. Y apeló al "sentido de pertenencia" que un espacio como el bosque urbano supondría para la vecindad malagueña.

La mesa redonda fue moderada por el doctor en Geografía Enrique Navarro, quien, tras las ponencias, dio pie a la intervención del público, así como al intercambio de ideas entre los ponentes y las personas asistentes.

La plataforma ciudadana Bosque Urbano Málaga nació en enero de 2016 y aboga por crear una zona verde de 177.000 metros cuadrados en los terrenos de la antigua Repsol, situados entre Cruz de Humilladero y Carretera de Cádiz, dos de los distritos más densamente poblados de la Unión Europea, y donde el actual PGOU prevé la construcción de cuatro rascacielos, un centro comercial y diversos bloques de viviendas. Bosque Urbano Málaga ha registrado hasta el momento más de 40.000 firmas a favor de su proyecto.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook