22 de mayo de 2019
22.05.2019
Medio Ambiente

La Junta valla en los Baños del Carmen una planta en peligro de extinción

El Limonium malacitanum o siempreviva malagueña sólo se encuentra en 11 poblaciones del litoral de Málaga y Granada

22.05.2019 | 14:02
Obras de vallado para proteger la siempreviva malagueña o Limonium malacitanum.

Técnicos de la Delegación de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía han vallado este miércoles la zona de los Baños del Carmen próxima a las pistas de tenis, en la que crece la siempreviva malagueña, de nombre científico Limonium malacitanum, una planta recogida en los catálogos español y andaluz de especies amenazadas.

Como adelantó La Opinión, técnicos de la Junta informaron el martes a la Asociación de Vecinos de Pedregalejo de esta medida de protección, que los propios vecinos llevaban años pidiendo, junto con el Aula del Mar y la asociación ecologista Almijara.

Aunque los vecinos habían señalizado en alguna ocasión por propia iniciativa el área en la que se encuentra esta planta, consideran que con este vallado la siempreviva malagueña tiene más posibilidades de sobrevivir.

Además, informó Adolfo García, dirigente vecinal de Pedregalejo, los técnicos han aprovechado para retirar los ejemplares de Limonium malacitanum que habían crecido en los resquicios de las pistas de tenis, para preservarlos mejor, con el fin de reintroducirlos en otras zonas. La intención de Medio Ambiente es también la de aportar alguna información sobre la especie en la zona vallada mediante algún tipo de cartel.

La aparición de la siempreviva malagueña en medio de la zona deportiva motivó que, en noviembre del año pasado, vecinos y ecologistas reclamaran el traslado de las dos pistas o al menos de una, ya que la aparición de esta planta en peligro de extinción evidenciaba "que este es su ecosistema típico, así que si levantas un trozo de pista el año que viene crece seguro", recordaba entonces Miguel Ángel Barba, ecologista de Almijara.

La botánica y académica de Ciencias Blanca Díez Garretas, descubridora del Limonium malacitanum, que presentó a la comunidad científica en 1981, recuerda en el Libro Rojo de la Flora Silvestre Amenazada de Andalucía que la planta se desarrolla "exclusivamente en roquedos y acantilados litorales" del Mediterráneo y en la actualidad sólo se encuentra en 11 poblaciones entre Marina del Este (Granada) y el Castillo de Santa Clara en Torremolinos.

La construcción masiva en el litoral de Málaga ha hecho que se reduzca de forma drástica su presencia.
Rafael Serrano, empleado del Balneario, comentó en noviembre a este periódico que la presencia de la planta se explicaría por unas antiguas pistas de tenis de tierra roja, desaparecidas en los 70, con tierra procedente de la desaparecida cantera de Almellones, en El Palo, que portarían semillas del Limonium malacitanum.

Para Adolfo García, el vallado de la planta es uno de los cinco espacios para los que los vecinos reclaman protección en los Baños del Carmen, conforme a convertirlo en una reserva ecológica: "Los fondos marinos, el roquedal, la playa natural, las especies protegidas como el Limonium malacitanum y el parque; ya hemos conseguido el cuarto espacio".

Para este dirigente vecinal, la protección llevada a cabo por Medio Ambiente cuestiona todavía más la construcción de un paseo marítimo tradicional, como establece hasta la fecha el plan de reforma de los Baños del Carmen. Vecinos y ecologistas abogan por pasarelas de madera y en todo caso, con un modelo más respetuoso con el entorno.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook