28 de mayo de 2019
28.05.2019
La Opinión de Málaga
Tribunales

Condenado a dos años por intentar secuestrar a un niño en el Carnaval de 2016

El juicio, previsto para este martes, no se ha celebrado tras el acuerdo entre las acusaciones y la defensa después de que el acusado se reconociera autor del delito y se mostrara conforme con la pena

28.05.2019 | 16:47
Juicio por intento de secuestro en el Carnaval de Málaga.

La Sección Tercera de la Audiencia de Málaga ha condenado a dos años y un día de prisión a un hombre por un delito de detención ilegal en grado de tentativa por intentar secuestrar a un niño de tres años durante el desfiles de Carnaval de la capital malagueña de 2016. El juicio estaba previsto para este martes, pero no ha sido necesario la celebración de la vista oral tras el acuerdo entre las acusaciones y la defensa y después de que el acusado, que ha venido conducido desde prisión por otras causas, se reconociera autor de dicho delito y se mostrara conforme con la pena solicitada.

La Fiscalía y la acusación particular, en representación de la familia del niño, pedían inicialmente tres años de prisión, pero al haberse llegado a un acuerdo de conformidad la pena que se ha quedado en dos años y un día. Además, se le ha impuesto 5.000 euros de indemnización.

Según el relato de hecho, en el Carnaval de 2016, el acusado aprovechó la algarabía y la relajación en la vigilancia de los niños que discurren por el desfile y, "con intenciones desconocidas", se metió en el cortejo en el que solo pueden participar las comparsas de la fiesta.

Así, "aprovechando el descuido de su madre", tomó de la mano al niño y "se lo echó al hombro, discurriendo entre los asistentes al desfile con el fin de sacarlo de la zona acotada para llevárselo", aunque no lo logró porque otros asistentes, "ante la alerta levantada por la progenitora, le alcanzaron y dieron al menor a su madre.

El abogado defensor, Luis Pellicer, ha indicado que su cliente le ha dicho "que no tenía ninguna motivación especial" para llevar a cabo este acto; mientras que el letrado que representa a la familia, Eduardo Aguilera, ha indicado la razón de estos hechos será "uno de los elementos que nunca va a ser revelado".

No obstante, ha indicado que la familia está "satisfecha" con el resultado y ha asegurado que "hubo una sustracción puntual del ámbito de protección del menor con su madre y debe haber un reproche penal, que es lo que ha habido", destacando que para el niño "es un episodio ya pasado y aislado que no ha tenido repercusión" y celebrando que se le haya evitado al niño declarar al haber habido un acuerdo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook