15 de julio de 2019
15.07.2019
Urbanismo

Soterrar el eje litoral permitirá unir peatonalmente el Centro y el Puerto de Málaga

El alcalde de Málaga quiere iniciar en este mandato las obras para crear un túnel de 2,5 kilómetros para reorganizar el tráfico

16.07.2019 | 07:33

Del Muelle Heredia hasta pasado el Miramar

  • El arquitecto Salvador Moreno Peralta incidió en la «increíble atracción» que tiene el centro, los tránsitos de Este a Oeste y los vínculos que desde los distintos segmentos de la centralidad se establecen con el mar y el dominio portuario. Asimismo, explicó que la respuesta global al tráfico es el soterramiento desde el Muelle Heredia hasta «bien pasado el hotel Miramar». Es más, a su juicio, «debería empezar a la altura de la Gerencia Municipal de Urbanismo». Este soterramiento liberaría el tráfico en superficie y abriría unas posibilidades «hasta ahora inéditas de un verdadero paseo marítimo urbano único y diverso». Se remodelará la plaza de la Marina para recuperar el tránsito peatonal fluido entre Molina Lario, Larios y el Puerto.

Soterrar el eje litoral, es decir, la franja costera que va desde la avenida Manuel Agustín Heredia hasta el Paseo Marítimo Pablo Ruiz Picasso, así como ejecutar el resto de infraestructuras previstas (las nuevas estaciones de autobuses en la plaza de la Marina y la explanada de la Estación María Zambrano, el dimensionamiento del parking así como los numerosos espacios urbanos a peatonalizar) costarán entre 260 y 290 millones de euros, según el ingeniero José Alba, uno de los expertos que ha realizado uno de los informes preliminares: la cifra más aproximada sería la de 277 millones de euros.

El proyecto fue presentado este lunes por José Alba, el alcalde, Francisco de la Torre, y el arquitecto Salvador Moreno Peralta, el otro autor de estos informes y estudios preliminares que se conciben como un punto de partida. El regidor malagueño, señaló que «por supuesto» espera licitar y comenzar las obras a lo largo de este mandato, que expirará en 2023.

No en vano, esta es una de sus promesas estrella hechas durante la campaña electoral y con ella se busca mejorar la movilidad del Este al Oeste de la urbe, reducir el uso del vehículo privado en detrimento de otras formas de transporte público o menos contaminantes y reformular la centralidad que supone el crecimiento de la almendra histórica malagueña, que se ha extendido o está en proceso de hacerlo hacia Carretería-Álamos, el Soho, el Puerto, con una nueva relación con el mar o La Malagueta, cuyo barrio será reformado con esta iniciativa.

"Es una oportunidad histórica para Málaga, para el área metropolitana, la provincia y Andalucía que este proyecto se ponga en marcha de manera razonada y razonable, tras profundizar a fondo", añadió el alcalde, insistiendo en que debe ser "un proyecto exacto y claro".

Este lunes, presentó las ideas, conclusiones e informes impulsados por la Empresa Malagueña de Transportes, aunque este es un punto de partida, porque faltan muchos estudios para actualizar y desarrollar las obras. Ahora, dijo, se está en un periodo de reflexión de esta iniciativa, porque quedarían dos años de estudios. Alba dijo, en cuanto a las obras, que estas durarían otros dos años.

De la Torre, además, dijo que en el presupuesto actual hay capacidad para profundizar en los informes que ayer se presentaron y también en 2020; "estamos a tiempo de pensarlo", pero se harán las previsiones necesarias. No hay en la zona restos arqueológicos, al ser espacios ganados al mar.

¿Cómo financiarlas? Pues, según explicaron, mediante recursos de explotación de las terminales, posibilidad de autofinanciación en los estacionamientos (se dimensiona el de la plaza de la Marina), la aportación de las administraciones, fondos europeos y recursos de los aprovechamientos. "Es una oportunidad histórica y vale la pena que este proyecto se ponga en marcha", afirmó De la Torre en declaraciones recogidas por Europa Press.

También se ahondó en la propuesta integral de articulación de la movilidad metropolitana; además, se habló de infraestructuras que potencien el transporte público metropolitano e interurbano; la mejora de la movilidad Este-Oeste en el eje litoral, lo que genera, además, nuevos espacios urbanos y un importante avance para unir la ciudad y la Costa; y aparcamientos; la extensión del centro hacia el Este y el Oeste, junto con la integración del puerto en la ciudad.

De igual modo, se prevé el nuevo intercambiador soterrado en la explanada de María Zambrano, así como que la actual estación de autobuses del Muelle Heredia tenga un intercambiador para conexiones metropolitanas y la remodelación de La Marina. El soterrar el tráfico en el Paseo del Parque y Cánovas del Castillo permitirá doblar la superficie verde.



Datos del proyecto

El ingeniero José Alba ha incidido en que lo presentado no es un estudio de dar solución sino la elaboración de reflexiones, incidiendo en la justificación del proyecto. Ha dicho que se trata de que hay que hacer un plan en todo este asunto de orden técnico, económico y jurídico administrativo, señalando que el informe "es un documento para información, debate y análisis, además de base para otros estudios a desarrollar".

En cuanto a los objetivos del mismo ha citado, entre otros, favorecer la rentabilidad del transporte público interurbano, crear una estructuración territorial y urbana, diseñar nuevos espacios centrales y conseguir una visión integral y coordinada con otros planes.

También ha hablado de unir desde el Paseo Marítimo de Antonio Machado -a la altura del río Guadalmedina- hasta el Pablo Ruiz Picasso -a la altura de la calle Gutenberg-. "Tiene oportunidades de emplazamiento en una ciudad como es Málaga", ha ahondado Alba.

Por su parte, Moreno Peralta ha señalado que el tráfico del Parque y de Cánovas del Castillo será soterrado, de no más de 2,5 kilómetros y de dos niveles, favoreciendo la creación "de grandes espacios públicos y peatonales". "Es una oportunidad para duplicar la superficie verde del parque", ha añadido Alba.

Por otro lado, el arquitecto Salvador Moreno Peralta ha dejado claro que Málaga metropolitana "es allí donde llegan sus autobuses interurbanos", y pese la "extraordinaria" red de autobuses, "las terminales de las mismas no están a la altura de la excelencia e importancia de este servicio", por lo que ha valorado el desarrollo de esta iniciativa, al tiempo que también ha incidido en que la centralidad de la ciudad se ha extendido.

Ha incidido, por tanto, en "la increíble atracción" que tiene el centro, los tránsitos de este a oeste y los vínculos que desde los distintos segmentos de la centralidad se establece con el mar y el dominio portuario; y cómo este proyecto da soluciones.

Moreno Peralta, además, ha dicho que la respuesta global al tráfico es el soterramiento desde el Muelle de Heredia hasta "bien pasado del Hotel Miramar". Es más, a su juicio, "debería empezar a la altura de la Gerencia Municipal de Urbanismo". Este soterramiento liberaría el tráfico en superficie y abriría unas posibilidades "hasta ahora inéditas de un verdadero paseo marítimo urbano único y diverso".

De igual modo, tal y como ha continuado Moreno Peralta también se busca la reconstrucción de la plaza de la Marina para recuperar el tránsito peatonal fluido y aleatorio entre calle Molina Lario, calle Larios y el puerto, así como rehabilitar el barrio de la Malagueta.

"Todas estas ideas son de hace mucho, me las comentó Alba y me sumé, ya que tenían una facultad impresionante de cambiar la fisionomía de la ciudad. Se abre un panorama interesante para el frente litoral de la ciudad", ha concluido

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook